Caso Bretón

Bretón, junto a la hoguera: ´Mis hijos están cerca´

El policía 'sombra' dice que pidió que lo detuvieran una semana después de la desaparición de sus hijos

01.07.2013 | 13:31

José Bretón, acusado de asesinar a sus dos hijos el 8 de octubre de 2011, pidió al policía que le fue asignado durante la investigación que lo detuvieran cuando había pasado ya una semana desde que supuestamente los perdió en un parque de Córdoba.

Durante la décima jornada del juicio a Bretón en la Audiencia de Córdoba ha prestado declaración el policía 'sombra' que le fue asignado desde el inicio de la investigación y que permaneció con él hasta que fue detenido nueve días después de denunciar la desaparición de sus hijos.

El agente ha explicado que, debido a su experiencia policial, le parecía "extraño" que Bretón se mostrara "frío, distante y poco emocional" ante la desaparición de sus hijos y ha relatado distintos episodios que le llevaron al "convencimiento" de que "había matado a sus hijos".

El policía ha detallado que durante los tres primeros días de registros en la finca de Las Quemadillas, que centró la investigación policial, Bretón se mostraba "jovial" mientras se inspeccionaba la hoguera donde aparecieron restos óseos.

Ha narrado que el acusado era "esquivo" ante las preguntas relacionadas con sus hijos, pero se mostraba "dolido" cuando hablaba de su exmujer, Ruth Ortiz, a quien profería "calificativos muy gruesos".

El agente ha asegurado que le sorprendió que Bretón hiciera "comentarios sobre prostitutas" cuando se estaba buscando a sus hijos y que dirigiera las conversaciones hacia temas "surrealistas".

Ha añadido que la primera vez que vio a Bretón nervioso fue durante un registro en la casa de sus padres, donde encontraron una receta de antidepresivos, y cuando fue preguntado por ellos "no sabía dónde estaban los medicamentos y donde los había comparado".

Con el paso de los días y al conocerse "datos e informes que desmontaban su versión", el policía le dijo que "esto ya no podía seguir así y que dijera lo que había pasado con los niños", momento en el que Bretón le contestó: "No se qué hacer, detenedme ya".

Acto seguido, el agente le trasladó a la finca de Las Quemadillas y lo acompañó a la hoguera, donde le preguntó si le recordaba a algo esa zona y si los niños estaban allí, a lo que Bretón le contestó que "están cerca" y repitió de nuevo "detenedme ya".

Ante tal circunstancia, el agente sugirió a los mandos policiales que Bretón fuera trasladado a dependencias policiales para una nueva declaración y, aunque mantuvo la versión de que perdió a los niños en el parque, fue detenido.

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


Enlaces recomendados: Premios Cine