Pleno

La Diputación aprueba la recuperación de la gestión del MAD de Antequera

El contrato con el actual adjudicatario, que se respetará, vence en 2019

17.10.2017 | 15:45
Luis Guerrero, a la derecha, durante el pleno.

El pleno de la Diputación de Málaga ha aprobado a propuesta del PSOE la recuperación de la gestión del Museo de Arte de la Diputación (MAD) en Antequera, una vez se cumpla el plazo del contrato con el actual adjudicatario, Fernando Francés, en el primer trimestre de 2019, sin que haya una renovación automática por un año, como permite el contrato administrativo.

Durante el pleno, el diputado provincial del PSOE Luis Guerrero ha criticado que el equipo de gobierno del PP haya optado por la privatización de la gestión del Museo de Arte de la Diputación, situado en Palacio de los Colarte, en Antequera, donde se exhibe la colección propiedad de la Diputación que abarca desde el siglo XIX hasta la época contemporánea.

"Este modelo de privatización de la gestión no es estrictamente puro. Es el modelo Bendodo. Tras quedar desierto el primer concurso, y como reflejan las actas de la mesa de contratación, la Diputación optó por asumir los principales gastos de la explotación del museo, adaptando las condiciones a las exigencias de la empresa que acabó siendo adjudicataria. De esta manera, no solo se externalizaba la gestión sino que la institución aseguraba al adjudicatario un proyecto sin riesgo. Garantizaba un beneficio económico sin riesgo para el empresario. Lo público se entrega al privado, y lo público se encarga además de los principales gastos", ha relatado Guerrero, que ha asegurado que "no estamos de acuerdo con la privatización de la gestión de los centros artísticos públicos, pero aun menos estamos de acuerdo con que esta privatización garantice un beneficio para el privado". "Tendrían que ser las empresas las que, mediante la explotación de estos centros, aseguren su beneficio", ha añadido.

Para Guerrero, "la solución no puede ser que la administración pública pague el beneficio de una actividad que se puede desarrollar por menos coste desde lo público". "No podemos confundir la rentabilidad social con el beneficio privado del adjudicatario: es decir, como no es rentable para un privado, y es una obligación pública la promoción cultural, que lo público asuma ese beneficio, y lo hace pagando sus gastos. Se trata de una perversión, propia de la derecha, del modelo de gestión cultural. No a la privatización, no a pagar el beneficio privado, no a la justificación torticera de una supuesta rentabilidad social", ha expuesto.

El diputado ha criticado que la Diputación pone las obras, pagó el transporte, instalación y montaje de las obras de la exposición permanente, mantiene esa exposición, paga todos los costes asociados al inmueble, mantenimiento del edificio, gastos de limpieza, agua, luz, telefonía, comunicaciones, seguridad, paga la impresión de los catálogos de las muestras temporales y permanente. "Es decir: hemos entregado un museo llave en mano a un privado, garantizamos el beneficio de la empresa, que legítimamente persigue pero que no es obligación de la administración garantizar sino obligación del adjudicatario, que tendrá que estudiar la viabilidad de la iniciativa", ha dicho.

Además, ha especificado que como la gestión es externa, el control público se ciñe exclusivamente al cumplimiento del contrato de adjudicación "y no se puede entrar a día de hoy en exigencias profesionales, como las que ha puesto encima de la mesa la plataforma de artistas en contra de las malas prácticas en el MAD y el CAC, también gestionado por la misma empresa".

Asimismo, ha señalado que, con las primeras cifras en la mano, no parece un proyecto que esté cumpliendo las expectativas creadas, ni para los artistas ni para el público. En cuanto a las visitas al MAD, según la información facilitada por el equipo de gobierno a una pregunta del Grupo Socialista, éstas cayeron un 18% entre el primer año de adjudicación y el segundo. Entre marzo de 2015 a marzo de 2016, 26.431 personas acudieron al centro expositivo, mientras que el siguiente ejercicio fueron 21.595 personas.

"Defendemos una gestión pública de los espacios expositivos, no compartimos este modelo, que ya ha fracasado en esta Diputación con el Museo Taurino. Una gestión pública directa sería más barata, pues de entrada nos ahorraremos el beneficio económico", ha afirmado. En este sentido, ha asegurado que esa gestión pública promoverá una mayor participación de distintos gestores culturales en el diseño expositivo de nuestros centros.

"Ganaremos en transparencia, en control de la gestión, en rendición de cuentas y en pluralidad artística. Esta institución provincial tiene personal cualificado para la dirección, organización, coordinación y ejecución del proyecto museológico que contiene el MAD, toda vez que la Diputación ya se encarga de la gestión del inmueble y del personal adscrito a éste para su mantenimiento", ha adelantado.

"Estamos seguros que con más de 100.000 euros al año diferentes comisarios pueden organizar hasta seis exposiciones temporales, teniendo en cuenta que las obras proceden de la colección de la institución provincial", ha dicho.

Guerrero ha recordado que la gestión del MAD ha sido criticada por colectivos artísticos, hasta el punto de crearse una 'Plataforma contra las malas prácticas y gestión del CAC Málaga y el MAD de Antequera'. Este colectivo se presenta como "una plataforma de profesionales del sector artístico, formada por artistas, comisarias, gestores culturales, críticas, periodistas, docentes e investigadoras, no solo de la provincia de Málaga sino de todo el territorio andaluz y nacional".

Su objetivo es "esclarecer la mala praxis que se ha ido llevando, desde sus inicios, en la gestión del Centro de Arte Contemporáneo de Málaga y el Museo de Arte de la Diputación, sito en Antequera".

La plataforma informó al Grupo Socialista en una reciente reunión sobre sus objetivos, centrados en "dar visibilidad a dichas malas prácticas, desde el proceso de selección del director, de supuesto concurso público, hasta ahora, con la intención de conseguir una total transparencia en la gestión de los mismos e impedir que las plazas vuelvan a salir mediante licitación".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine