Víspera del Consejo Europeo

La CE pide a los líderes más ambición tras Lampedusa

Este jueves debaten en la la cumbre europea el tema de la inmigración sin que esté previsto adoptar medidas concretas

23.10.2013 | 16:39

La Eurocámara y la Comisión Europea (CE) reclamaron este miércoles a los Gobiernos de los veintiocho socios de la UE más ambición en la toma de medidas a nivel comunitario tras las tragedias con inmigrantes ocurridas en la isla italiana de Lampedusa, de cara a la cumbre europea que comienza este jueves.

El llamamiento a los Gobiernos llega en la víspera del Consejo Europeo que reunirá el 24 y 25 de octubre a los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea (UE) en Bruselas, y en el que solo el viernes se debatirá el tema de la inmigración sin que esté previsto adoptar medidas concretas para paliar la situación.

La cumbre europea se centrará mañana en los aspectos económicos que más preocupan a los socios de la Unión, como incrementar el empleo, el crecimiento y la competitividad a través de la economía digital, la innovación y los servicios.

Los gobernantes también volverán a tratar el jueves otros temas como el desempleo juvenil y cómo lograr que la financiación llegue a las pymes.

Evaluarán asimismo los progresos en la unión bancaria en la zona del euro, el refuerzo de la coordinación de las políticas económicas y la "dimensión social" de la Unión Económica y Monetaria.

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, participará en este debate, en el que se tratarán cuestiones como la evaluación de la calidad de activos de las entidades bancarias que prevé realizar la institución el próximo año antes de asumir su nuevo rol como supervisor bancario de la zona del euro.

Además, Draghi tratará el proceso de construcción de la Unión Bancaria, un aspecto en el que según el presidente del Consejo europeo, Herman Van Rompuy, los Veintiocho esperan adoptar conclusiones.

El viernes, los jefes de estado y gobierno abordarán los flujos migratorios que llegan a Europa a través del Mediterráneo, principalmente de los países procedentes del norte de África, pero también del África subsahariana y desde Siria, una situación que preocupa particularmente a la Eurocámara.

En el escrito provisional de las conclusiones que aprobarán los líderes europeos en la cumbre se llama a los países a reflexionar sobre cómo evitar en el futuro tragedias como las ocurridas en Lampedusa y poner las opciones en común en una cumbre extraordinaria sobre Justicia e Interior en junio de 2014.

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, reclamó este miércoles a los gobiernos "hacer más" para evitar esas tragedias que cuestan la vida a decenas de inmigrantes, si bien apuntó que "no existe fórmula milagrosa" para hacer frente al asunto de la inmigración.

"Hay que aumentar los esfuerzos europeos y cooperar más con los países de tránsito y origen de la inmigración", señaló.

La protección eficaz de las fronteras y de las personas que llegan por el mar también fueron citados por Barroso, quien recordó que la CE ha impulsado con los Veintiocho nuevos grupos operacionales con las agencias Frontex y Europol.

Socialdemócratas, liberales, ecologistas y miembros de la izquierda progresista pidieron en la Eurocámara la regulación de la inmigración a nivel europeo, que consideran pendiente desde hace más de quince años.

El líder del S&D, Hannes Swoboda, consideró de "vergüenza" que los líderes no tengan previsto tomar decisiones concretas para evitar nuevas tragedias hasta el verano del año próximo.

Por su parte, el copresidente de los Verdes europeos, Daniel Cohn Bendit, afirmó que "la única solución pasa por más dinero" y lamentó que Frontex no tenga un presupuesto superior a los actuales 90 millones de euros.

En el otro extremo del hemiciclo, la eurodiputada del Frente Nacional en Francia Marine Le Pen dijo que a los políticos que lanzan el mensaje de que la UE necesita millones de inmigrantes "les debe pesar la culpa de todas las personas que se lanzan al mar y corren peligro".

El pleno del PE votó hoy una resolución que pide a los Veintiocho que no criminalicen el rescate de inmigrantes en el mar para evitar accidentes y naufragios mortales.

Para la Eurocámara, la reciente tragedia de "Lampedusa debe marcar un punto de inflexión para Europa", al tiempo que señaló que la única manera de evitar otro drama de similar es adoptar un enfoque coordinado basado en la solidaridad y la responsabilidad, con la ayuda de instrumentos comunes.

En 2012, según datos de la agencia de vigilancia de las fronteras exteriores de la UE, más de 72.000 personas cruzaron de manera clandestina esos límites.

Enlaces recomendados: Premios Cine