Estudio de la Universidad de Seattle Pacific

Los hombres enamorados caminan de forma más lenta

Un estudio científico constata que los hombres tienden a disminuir su paso al caminar con su pareja

28.10.2013 | 15:20

¿Quieres saber si un hombre se siente atraído por ti? Pues comprueba si disminuye la velocidad para caminar contigo. Así lo constata una investigación de la Universidad de Seattle Pacific, que concluye que los hombres tienden a disminuir su paso al caminar con su pareja romántica femenina, pero no si están caminando con una mujer que es sólo una amiga o conocida.

Publicado recientemente en la revista científica PLoS ONE, la investigación de Cara Wall-Scheffler y el estudiante Janelle Wagnild muestra cómo el tipo relación influye en la forma en la que las personas caminan juntas.

El estudio, consultado por Notimérica.com, señala que en general, los hombres caminan más rápido cuando van solos o con otro hombre, y reducen el paso al caminar con las mujeres, que generalmente caminan más lento. Pero la investigación muestra que los hombres sólo ralentizan su paso cuando están caminando con su pareja romántica.

El estudio señala que los individuos tienen una óptima velocidad de caminar --una velocidad que minimiza el gasto de energía para una distancia dada--. Debido a la velocidad óptima, caminar varía con la masa y la longitud de las extremidades inferiores, y también con el sexo. Potencialmente, esto crea un dilema energético para grupos a pie de ambos sexos.

En la investigación se examinaron opciones de velocidad realizados por personas de diferente estatura, peso y sexo caminando juntos. Los individuos caminaron alrededor de una pista sola, con una pareja (tomados o no de la mano), y con amigos del mismo y distinto sexo, mientras que sus velocidades se registraron cada 100 metros.

Los resultados muestran que los hombres caminan a un ritmo significativamente más lento para que coincida con los pasos de las mujeres cuando la mujer es su pareja sentimental, mientras que los pasos con amigos del mismo o distinto sexo no cambiaron significativamente.

Por lo tanto el estudio muestra que el ajuste significativo del ritmo de caminar parece estar limitado a parejas sentimentales. Estos hallazgos --señala el estudio-- tienen implicaciones para la movilidad y las estrategias reproductivas de los grupos.

Así, y debido a que el hombre lleva la carga energética ajustando su ritmo, la mujer está a salvo del posible aumento del gasto calórico necesario para caminar juntos.

Enlaces recomendados: Premios Cine