Festivales

El espíritu de Gardel se adueña del Líbano

24.07.2008 | 12:21

El recuerdo del cantante argentino Carlos Gardel inunda estos días el palacio de Beitedin, en el sureste del Líbano, donde se celebra uno de los mas prestigiosos festivales artísticos del verano en este país.

Durante hora y media, el conjunto "Esquina Carlos Gardel" acaparó anoche, y lo volverá a hacer hoy y mañana, la atención del numeroso público, en su mayoría gente de mediana edad, pero también jóvenes y mayores, que admiraron la sensualidad, pasión y calidad artística de los bailarines, cantantes y de la orquesta de Enrica Di Salvo.

El espectáculo contó con la presencia de Juan Carlos Copes, considerado uno de los mejores bailarines de tango, que actuó junto a Mariana Calo y los cantantes Cardenal Domingo y Patricia Lasala.

Entre los temas de Gardel que sonaron en la noche libanesa no faltaron "Volver", "Mi Buenos Aires Querido", "Mentira", "Melodía arrabal", "El día que me quieras", "Amor de mis amores", "Por una cabeza" o "Cuesta abajo".

Los bailarines, hombres trajeados y mujeres con tacones altos, transformaron el escenario en un bar de Buenos Aires en el que compartieron la velada con un público entregado.

El palacio de Beitedin, un edificio que data del siglo XIX, quedó impregnado por esa magia tan propia del tango, una mezcla de poesía, de arrabal y marginalidad, de historias de dolor, amor y desencuentro.

El espectáculo se representará sobre el escenario de nuevo hoy y mañana, mientras que el domingo, esta vez en Beirut, actuará el popular cantante Mika, presentado por los festivales de Beitedin y Baalbeck.

Otras webs del Grupo Editorial Prensa Ibérica
 
 
 
La Opinión de Málaga