decisión sin precedente

La Cámara de Representantes de EEUU pide perdón a los afroamericanos por la esclavitud

30.07.2008 | 10:37

La Cámara de Representantes de EEUU aprobó hoy una resolución en la que pide disculpas por los años de esclavitud que sufrieron los afroamericanos en el país.

En una decisión sin precedente, los miembros de la cámara aprobaron por aclamación la iniciativa del legislador blanco Steve Cohen, que representa al distrito de Memphis (Tennessee), de mayoría afroamericana.

Es la primera vez que una rama del Gobierno federal expone sus disculpas por los tiempos de esclavitud, a pesar de que diversos estados ya lo hicieron con anterioridad.

Antes de la aprobación, Cohen señaló que la resolución constituye un reconocimiento por parte de la Cámara de Representantes de "la injusticia, crueldad, brutalidad y falta de humanidad de la esclavitud y el Jim Crow".

El término Jim Crow se refiere al período comprendido entre 1865 y 1960, después de que la esclavitud fuera abolida, cuando a las personas afroamericanas se les negó el derecho a votar y otras libertades civiles y fueron legalmente segregadas de la población blanca.

"Los afroamericanos continúan sufriendo las consecuencias de la esclavitud y la era Jim Crow mediante numerosos daños y pérdidas, ambos tangibles e intangibles", señala la resolución.

Entre estos perjuicios, el documento destaca "la pérdida de la dignidad y la libertad, la frustración en la vida profesional y la pérdida desde hace mucho tiempo de ganancias y oportunidades".

Sin embargo, el texto no se pronuncia sobre las compensaciones que muchos miembros de la comunidad afroamericana solicitan para los descendientes de los esclavos estadounidenses.

No es la primera vez que una rama del Congreso ofrece sus disculpas a un grupo minoritario de la población del país.

En abril de este año, el Senado aprobó otra resolución en la que se disculpaba con los nativos americanos por "los muchos casos de violencia, malos tratos y abandono".

Esa misma cámara también pidió perdón en 1993 por la participación de EEUU en el "derrocamiento ilegal" del Reino de Hawai un siglo antes.

Cinco años antes, el entonces presidente Ronald Reagan promulgó una ley en la que pedía disculpas a unos 120.000 estadounidenses de origen japonés que fueron confinados en centros de detención durante la II Guerra Mundial.

Otras webs del Grupo Editorial Prensa Ibérica
 
 
 
La Opinión de Málaga