Historias de la Costa

Marbella y el sultán de la moda de Nueva York

El todopoderoso director de la revista Paper viaja anualmente a la Costa del Sol rodeado de amigos aristócratas y millonarios

18.04.2015 | 04:00
Afable y excéntrico, Boardman es el oriente warholiano de las pasarelas.

Tiene un cráneo esponjoso y desbastado, sin apenas accidentes ni pilosidades robinsonianas, de los que, bajo la apariencia rotunda de la calvicie, lo mismo hasta hay una tumba de poeta desde la que se puede ver el mar. Sentado en otomanas tapizadas de cebra, entre luces y lentejuelas, se ha convertido en una figura imprescindible de los saraos a lo divino con los que a veces se retrata a sí misma la noche frívola e ilustrada de la vieja Nueva York. Un tipo colorido, de los que jamás bajarían a las playas de Marbella sin pareo y sin gafas de sol, y que se ha transformado en lo que Truman Capote hubiera querido ser con un tonel más de almizcle en la copa y los labios pintarrajeados de carmín.

En Estados Unidos, si alguien sueña con echarse sobre los hombros la piel de un cocodrilo o cambiar de estilista en el Soho lo primero que hace es consultar la columna de Mickey Boardman. El director de la revista Paper, la misma que catapultó a Kim Kardashian, o a su desnudo, que en el fondo tanto da, es el gran gurú de la moda y de ese universo acanalado en el que se mezcla la parte más superficial del arte con las idas y venidas del vestidor. Un sector apenas existente en España, donde la gente como Mickey acaban siempre en la tele a la diestra de María Teresa Campos hablando de Paquirrín y sin saber leer.

Al contrario que sus émulos de descansillo, Boardman es en Estados Unidos un empresario respetado y un hombre muy querido. Con formación de diseñador, ha sabido explotar la frontera genuinamente neoyorkina en la que se confunde la mundanidad con la cultura y que en los setenta llevaba a vivir al lado de Warhol y pintar con motivos alucinados las lámparas y las cejas de las estrellas del rock. Cualquier señor de los que se afeitan a navaja aspiraría a colarse en las salas de fiesta con la porosidad faraónica de Mickey, casi siempre rodeado de mujeres hermosísimas, en una versión roma y osezna de Hugh Hefner, pero Hugh Hefner, al fin y al cabo, con todo lo que se implica de risas danzarinas y apego y devoción. Detrás del Boardman del imperio del ocio, del asistente infatigable a conciertos y recepciones, se esconde un trabajador metódico que jamás bebe una copa y que revisa todos los procesos de producción de la revista: desde el gesto de las modelos hasta el descuelgue de la luz. Y que se ha hecho un hueco irrenunciable diciéndole a los profesionales liberales con pretensiones dónde tienen que comer, qué deben consumir y, por supuesto, cómo y con qué afeites han de vestir.

En sus viajes por Marbella, los propietarios de los restaurantes de Marbella quizá no son conscientes del todo que su juicio, agazapado en modales desinhibidos y ropa excéntrica, es casi tan importante para América como el de la revista Michelín. Boardman es de los turistas de postín que no ha renunciado a la Costa del Sol ni siquiera en la época en la que el cemento y Jesús Gil empezaban a aplastar cualquier aureola, por ramplona que pareciera, de sofisticación. El gurú y comunicador regresa cada año, tal vez con ganas de renovar los votos de una costumbre que probablemente nació antes de su etapa en Nueva York, cuando era un estudiante de Illinois que se había graduado con un diploma en castellano. Y que nada más finalizar sus estudios se decantó por pasar doce meses en Madrid.

En las fiestas que organiza su revista, referencia insoslayable del diseño y la moda, Boardman acostumbra a rodearse de famosos que conocen igualmente las playas de Marbella. Entre ellos, Liza Minelli, pero también un amplio inventario de personalidades del entorno estadounidense que, como él, no son todavía demasiado conocidos fuera de su país. Mickey viaja a Marbella con algo más que una colección de gafas gigantes de Prada. Y siempre acompañado de multimillonarios y aristócratas. Más que a Regine y a las discotecas en las que últimamente se reúnen los hijos de golfistas con casas de campo y las reinas del corazón, Boardman parece más propenso a esa otra Costa del Sol del lujo que desde que Kashoggui vendió el yate suele suceder a puerta cerrada, con rumor de burbujas y suites inacabables, sin capotes de toreros reciclados en amantes de amantes ni centrales del Real Madrid. La Costa, en suma, más chic.

El mundo de Mickey

Trabajador obsesivo y empresario de éxito, Mickey Boardman ha sabido sacarle partido al hecho de ejercer de sí mismo a todas horas. Incluso en las redes sociales, donde sus intervenciones son continuas. El director editorial de Paper ha caído en gracia. Sobre todo, a partir de su sección Pregúntale a Mickey, que hasta tuvo una especie de prolongación en las páginas del New York Times. Su presencia es clave en la semana de la moda de la ciudad del Hudson. Y también en la progresión de la carrera de famosas esculturales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La gala

Premios Málaga 2017 de La Opinión

Prensa Ibérica entrega cinco premios al Club Balonmano Femenino Málaga Costa del Sol; a la Asociación de Voluntarios de Oncología Infantil (AVOI); al presidente de La Canasta; a Turismo Andaluz; y a Lamari.

 
 

Edición Local


El autor, con su obra, en La Opinión.
Chiquito, un superhéroe en la pradera malaguita

Chiquito, un superhéroe en la pradera malaguita

El doctor en Arquitectura Fernando Hernández Muñoz, un cordobés residente en Málaga desde hace 30...

La Fundación Ciedes quiere llevar el modelo del Centro a los barrios de Málaga

La Fundación Ciedes quiere llevar el modelo del Centro a los barrios de Málaga

Los expertos de la fundación insisten en la necesidad de crear museos en todos los distritos de la...

Bendodo quiere triplicar las partidas que destina la Diputación a la igualdad

Bendodo quiere triplicar las partidas que destina la Diputación a la igualdad

El presidente recoge el guante lanzado por el PSOE, que exigió un incremento como condición para...

Mañana se entregan los premios Enterprise 4.0

Mañana se entregan los premios Enterprise 4.0

La gala de la renovada 7ª edición se celebrará este jueves en el Museo Thyssen a las 20.00 horas -...


Paco Vega alcanza 43 días en huelga de hambre pidiendo que se cumpla el Estatuto de Andalucía

Paco Vega alcanza 43 días en huelga de hambre pidiendo que se cumpla el Estatuto de Andalucía

Exige que se priorice la renta básica para las mujeres víctimas de la violencia de género y las...

Las exportaciones andaluzas se duplican en una década

Las exportaciones andaluzas se duplican en una década

Andalucía supera por primera vez los 22.700 millones de euros en exportaciones en los primeros...

El Torneo de Fútbol ´Por Ellos´ reúne a colegios profesionales por la ´Fundación Harena´

El Torneo de Fútbol ´Por Ellos´ reúne a colegios profesionales por la ´Fundación Harena´

El Colegio de Administradores de Fincas de Málaga organiza este evento solidario que se celebrará...

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine