Solidaridad e investigación

Música reivindicativa contra el cáncer

Una doctora organiza un concierto para recaudar fondos para una investigación contra el cáncer ante los recortes

15.10.2015 | 15:16
El grupo de hematología en el que trabajaba Pilar Galera (primera por la izquierda).

En el concierto del 7 de noviembre en Torremolinos participarán artistas como Javier Ojeda que prestarán su voz para poner su grano de arena para la gran montaña que lucha contra los recortes en sanidad.

El 7 de noviembre Torremolinos bailará contra el cáncer. Se espera que 4.000 personas aporten su granito de arena contra una causa justa, común y revolucionaria: lograr financiación para el estudio de un prometedor fármaco –aún en fase de estudio– que podría ser eficaz para varios tipos de de tumores.

Un equipo andaluz de investigadores, liderado por miembros de Medicina y de Farmacia de la Universidad de Granada, lleva investigando décadas un fármaco con el que ya han demostrado en ratones la eficacia frente a las células madre cancerígenas (CMC), responsables del inicio y crecimiento del cáncer, de la recaída tras la quimioterapia y de la formación de metástasis.

Por este motivo, la hematóloga y pediatra malagueña Pilar Galera decidió ponerse manos a la obra al conocer que la Junta de Andalucía había dejado de financiar a este grupo de investigación el año pasado y que sobrevive gracias a donaciones particulares. Como médico de Carlos Haya durante años y más recientemente en el Materno observó los recortes en investigación, esa que convierte las horas de trabajo en un laboratorio en tratamientos preventivos y curativos. Pero cuando con 33 años le detectaron un cáncer de colon metastásico y se enfrentó a su peor pesadilla, supo que la esperanza de cualquier paciente oncológico es la curación y, esta, necesariamente, pasa por la investigación. De ahí que se decidiese a hacer algo.

Tan ocupada estaba de sus enfermos que apenas tuvo tiempo de pensar en que algo no iba bien. No le sentaba demasiado bien la comida, tenía el vientre hinchado. «Pero nunca pensé en tener algo así», reconoce la médico, que ahora cuenta con 36 años y ha pasado por siete intervenciones quirúrgicas en los tres últimos años.

Tras un chequeo ginecológico supo que tenía dos tumores en el útero. «Ya en la operación vieron que tenía un tumor en colon que se había extendido a ovarios y perineo», cuenta la mujer, con un derroche de energía digno de admirar. A los cuatro meses volvieron a intervenirle y le pusieron quimioterapia intraperitoneal y, más tarde, le descubrieron micronódulos en el pulmón, que también tuvieron que extirpar. Ahora recibe quimioterapia y testa en cada sesión el ánimo de los que un día fueron sus pacientes en el nuevo hospital de Día Oncohematológico.

«Físicamente me encuentro bien, no me limita la vida, mi intención es darme radiocirugía, hay tratamientos alternativos», cuenta la mujer, que reconoce que su condición de médico le ha valido para estar informada e investigar qué puede hacer para mejorar su salud. No obstante, reconoce que ser médico y a la vez paciente es «complicado». «Veo que la falta de información profunda ayuda mucho, no saben el alcance o pronóstico de sus enfermedades, la gente en general lo tiene más fácil así», admite.

Por eso, tanto ella como miles de pacientes oncológicos tienen su esperanza depositada en Bozepinib, el fármaco que los investigadores granadinos esperan sacar a ensayo clínico en humanos una vez finalice la fase actual con el que estudian cómo metabolizan y eliminan la molécula los ratones. Este ataca a las células madre cancerígenas eliminándolas y evitando recaídas y evitando que desarrollen metástasis, sobe todo en tumores malignos de colon, mama y melanomas. «Ahora el futuro de quiénes estamos así es tener una enfermedad cronificada, si este fármaco saliera adelante nos curaríamos», afirma. Pero para ello aún deben pasar varios años y recaudar un millón de euros. Por lo pronto, necesitan 100.000 euros para la próxima fase y ellos pretenden recaudar 40.000 euros el 7 de noviembre en el Auditorio de Torremolinos. Esperan vender la totalidad de las entradas, a un precio simbólico de diez euros. Habrá sorteos, tapas solidarias y buena música: sonarán las voces de Javier Ojeda, El trío del Saco, Tarifa Plana, Kassia, Futu Matano y Terral.

Con este festival, tanto Pilar Galera como el Ayuntamiento de Torremolinos y las instituciones implicadas pretenden poner su grano de arena para la gran montaña que es la lucha contra el cáncer mientras esperan a que la Junta vuelva a ayudar a este importante grupo de investigación. Las entradas están ya a la venta. En Torremolinos pueden adquirirse en Lepanto de la calle San Miguel, The Galopin Major, Papelería Cosas en el Calvario, el Horno Beach en la Carihuela, en el Moliere Playa en Playamar y en Estraza 22 en la calle Casablanca. En Málaga pueden comprarse en Casa Mira de la calle Larios, en Copicentro de El Palo y el Paseo de Reding, y en la Barra del Soho en Tomás de Heredia, así como en los colegios Sierra Blanca y el Romeral.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La gala

Premios Málaga 2017 de La Opinión

Prensa Ibérica entrega cinco premios al Club Balonmano Femenino Málaga Costa del Sol; a la Asociación de Voluntarios de Oncología Infantil (AVOI); al presidente de La Canasta; a Turismo Andaluz; y a Lamari.

 
 

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine