Recorriendo la ciudad

Un año tras el patrimonio olvidado de Málaga

El convento de la Trinidad, la noria de Martiricos, el parque de la Alcazaba o el acueducto de San Telmo son sólo algunos ejemplos que la Málaga cultural tiene olvidados

01.01.2016 | 11:50
La agrietada y abandonada noria de Martiricos, del siglo XVII.

El año que concluye Málaga se ha consolidado de una vez como destino cultural, con la llegada del Centro Pompidou y el Museo Ruso, pero nuestros políticos siguen en la comarca leonesa de Babia cuando de cuidar nuestro patrimonio se refiere. Una paradoja de una clase política cuya máxima aportación cultural a la lengua española son las recauchutadas expresiones francesas «poner en valor» y «a pie de calle». Así nos va.

El convento dejado a su suerte. O cómo ningunear el monumento más importante de un barrio cervantino
Ya no es sólo que nuestros insensibles androides municipales se refieran a los históricos barrios de La Trinidad y El Perchel con el despreciativo mejunje Trinidad-Perchel, es que el convento razón de ser del Perchel, el de los carmelitas de San Andrés, sigue en peor estado que la casa Usher de Edgar Allan Poe. Se suceden las mociones en su defensa, se reclama su rehabilitación y ahí sigue, enjaulado y en completa decadencia. Un monumento abandonado por nuestros políticos.

Un estercolero de los siglos VII al IX. O cómo tener hecho unos zorros la valiosa gruta de unos ermitaños en Churriana
Al menos una vez al año esta sección visita el precioso eremitorio de los siglos VII al IX d. C. que se encuentra en la calle Maestro Vert de Churriana, junto a la biblioteca José Moreno Villa. En todas las ocasiones lucía el aspecto de la jaula abandonada de un zoológico, tomada por las pintadas, la basura y los matojos. Este año, por desgracia, no ha sido una excepción.

La noria de Martiricos busca país de adopción. O cómo asistir a un derrumbe durante medio siglo
La pieza histórica más contundente de Martiricos estaría sin duda mejor cuidada en cualquier otro punto de la Unión Europea que no fuera Málaga. Desde luego el trato que desde hace medio siglo recibe la antigua noria de la Huerta Godino, datada en la segunda mitad del siglo XVII, es también una muestra del pasotismo institucional. La Diputación ha bautizado como La Noria una incubadora de proyectos sociales a pocos metros de la auténtica noria, que se cae a pedazos, agrietada y llena de basura. A ver si la adopta algún país escandinavo.

Pasillo para la cogorza en la Alcazaba. O cómo tirar el dinero público dejando que dormite un valioso equipamiento
Unas vallas ciertamente cutres y mal instaladas junto al túnel de la Alcazaba permiten que los amantes del botellón celebren sus simposium internacionales a los pies de la fortaleza árabe. Se cuelan por un pasillo que les comunica con la amplísima pasarela integrada en la ladera del monumento. Las obras de esta pasarela, junto con la rehabilitación paisajística de la ladera, finalizaron en 2010 y costaron 600.000 euros. Pese al importante desembolso de dinero público la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento no han encontrado tiempo todavía para coordinar su apertura y garantizar que ni la fortaleza ni el Teatro Romano sufrirán daños. Los hay sin prisas.

El vestigio industrial que todos ignoran. O cómo mantener en el anonimato unas respetables toneladas
Es enorme, lleva en la avenida de Andalucía desde los años 90 pero el Ayuntamiento no ha tenido tiempo todavía para colocar un cartelito que identifique la preciosa máquina de vapor de 1929 de la desaparecida Azucarera. La gigantesca desconocida.

El acueducto pierde a su gran valedor. O cómo la muerte de Javier Aguilar deja indefenso el Acueducto de San Telmo
En junio nos dejaba Javier Aguilar, presidente de la Asociación de Amigos del Acueducto de San Telmo y guarda del monumento. Su muerte deja en pañales el acueducto, que tiene la desgracia de depender de una fundación de la que forman parte entre otros el Ayuntamiento, la Junta y la Diputación. El resultado es que al depender de tantas administraciones no es de ninguna e interesa bien poco. Con la salvedad del loable ajardinamiento municipal y recuperación del puente de los Once Ojos el panorama es desolador. Hace 12 años que la Junta tiene un parque con un tramo del acueducto sin concluir, el mismo periodo que lleva la Diputación sin la prometida rehabilitación de la (pequeña) alcubilla mayor. Un poema.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La gala

Premios Málaga 2017 de La Opinión

Prensa Ibérica entrega cinco premios al Club Balonmano Femenino Málaga Costa del Sol; a la Asociación de Voluntarios de Oncología Infantil (AVOI); al presidente de La Canasta; a Turismo Andaluz; y a Lamari.

 
 

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine