Justicia

Los jueces piden ayuda a los letrados para que no se paralicen los procesos por la falta de papel

El decano marbellí solicita a los abogados que, ante la falta de suministro de papel por la Junta, lleven los escritos al juzgado tras mandarlos por internet a través del ineficiente programa Lexnet

21.01.2016 | 00:57
Imagen de un juzgado de la capital repleto de procedimientos en papel.
Imagen de un juzgado de la capital repleto de procedimientos en papel.

Prevén que el sistema funcione mejor en meses

  • El sistema de notificación digital Lexnet ha funcionado bien, salvo disfunciones puntuales, hasta el 1 de enero de 2016, porque sólo lo utilizaban diversos juzgados, pero lo cierto es que, una vez que todas las jurisdicciones se han sumado a la historia, el programa no da pie con bola, lo que reconocen muchos de los profesionales consultados. El presidente de la Audiencia, Antonio Alcalá, espera que el programa funcione bien de aquí al próximo verano. El sistema permite presentar demandas y escritos del abogado al juzgado y viceversa.

­El objetivo de acabar con el papel en la justicia a partir del 1 de enero de 2016 es, de momento, un fracaso sin paliativos. Nadie habla bien del sistema de notificación digital Lexnet y, ante sus repetidos fallos, hay jueces que han empezado a cortar por lo sano. El juez decano de Marbella acordó el 16 de enero pedir a los abogados y procuradores de su partido que, además de enviar los asuntos por el programa, los presenten físicamente, algo que tienen que hacer estos operadores jurídicos «ante la escasez de suministro de papel suficiente para la impresión de los escritos presentados» por internet.

El decano incide en la escasez de «medios materiales en los juzgados» y recuerda que el volumen y extensión de las demandas y escritos es importante. Aún no está implantado el expediente digital, y «ha de continuar el formato papel», precisa en su acuerdo, para añadir que toma su decisión «sin perjuicio de la obligación de los profesionales de presentar las copias en el Registro de entrada en tres días». Ello, a fin de evitar «la paralización por un posible abastecimiento de papel».

Así, pide a las delegaciones marbellíes de los colegios de abogados y procuradores que, al día siguiente del reparto de cada demanda o escrito iniciador, presenten «en el Registro de Entrada el original o una copia adicional»; en cuanto a la contestación de demandas u otros escritos, «habrá de presentarse original o copia» en tres días al juzgado que le corresponda.

Eso ocurre en Marbella, pero en la capital los problemas tampoco son menores. Hace unos días el sindicato SPJ-USO calificó Lexnet de «caos» y criticó que muchas demandas no llegaban al juzgado o lo hacían de forma incompleta al presentarlas abogados y procuradores por este sistema. Ayer, STAJ aseguró que el proyecto es un «desastre» y la lista de incidencias, «infinita». El programa va lento, devuelve escritos de forma errónea, no está integrado en los sistemas de gestión, tiene una capacidad limitada y hay errores en la entrada de los documentos, entre otros, dice la demarcación andaluza del sindicato.

El decano del Colegio de Procuradores de Málaga, Francisco Bernal, también fue ayer contundente: «Si te digo que funciona mal, me quedo corto». Asegura que los profesionales pasan una hora y media cumplimentando los campos y ajustando los documentos escaneados, «un suplicio», y luego, a la hora de enviar las demandas, «la plataforma funciona mal, porque sólo carga 10,2 megabytes, y sólo manda los folios hasta esa capacidad. El resto hay que imprimirlo o llevarlo en CD al juzgado».

Bernal denuncia que hay demandas que llegan incompletas a los órganos, otras directamente las rechaza y hay que imprimir decenas de páginas y llevarlas a la Ciudad de la Justicia. Hay abogados y procuradores que, tras enviarlas por Lexnet, las llevan ellos mismos imprimidas, según explicaron Bernal y algunos de los afectados.

«A veces no sabemos si han llegado, si los han admitido y hay que llevarlos en papel», aclara. Eso, por no hablar de los plazos, que no saben cuándo empiezan a correr en ocasiones, y «de la inseguridad jurídica» para el cliente. «El perjuicio es para el justiciable», sentencia el decano de los procuradores.

El Ministerio de Justicia es el que pone en marcha el sistema y la Junta, la encargada de hacerlo compatible con Adriano, el sistema de gestión de los juzgados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Edición Local


Agricultores exigen medidas definitivas ante los continuos robos en el campo de Málaga

Agricultores exigen medidas definitivas ante los continuos robos en el campo de Málaga

Asaja pide concienciación tanto a consumidores como a agricultores a la hora de comprar un...

La escuela de La Cónsula recibe 160 solicitudes para este curso

La escuela de La Cónsula recibe 160 solicitudes para este curso

Las listas de admitidos en las escuelas de formación hostelera se publicarán el 6 de septiembre

El centenario corazón de Málaga

El centenario corazón de Málaga

El 27 de agosto de 1891 se inauguró la calle Larios, con la presencia del obispo de Málaga de la...


María Rojas, la última vecina de la calle Larios

María Rojas, la última vecina de la calle Larios

Testigo privilegiada del auge, caída y resurgir de la calle desde los años 60, es la única vecina...

Negocios emblemáticos de Larios

Negocios emblemáticos de Larios

Los comercios más antiguos de calle Larios aseguran que lo mejor que le ha pasado a la vía es ser...

´Larios, del símbolo a la calle´, por Lucas Martín

´Larios, del símbolo a la calle´, por Lucas Martín

Ha sido escaparate, reserva de tubos de gasoil, emporio en línea recta, mármol furioso,...


Enlaces recomendados: Premios Cine