Del narco a la ballena, historia del blanqueo

La lucha contra los narcotraficantes gallegos en los 80 sentó las bases para perseguir al lavado de dinero

24.04.2016 | 01:55

Fue el narcotráfico el que dio la clave de la importancia de luchar contra el blanqueo. En los años ochenta, miles de jóvenes morían enganchados a la heroína y los narcos gallegos eran condenados por delitos contra la salud pública pero, cuando salían de la cárcel, podían seguir disfrutando de sus enormes casas, yates y lujosos coches. Ahí nació la necesidad de comenzar a perseguir los beneficios del delito que eran introducidos en el circuito legal por sociedades interpuestas y una nutrida red de testaferros. La policía se formó en ello y, al igual que fiscales y jueces, comenzó a condenarse a los narcos por delitos de narcotráfico y blanqueo, con penas más elevadas, lo que suponía además quitarles sus posesiones. Luego, los delitos antecedentes al blanqueo comenzaron a ampliarse poco a poco, hasta llegar al fraude al fisco, y en España se fue desarrollando una minuciosa legislación antiblanqueo que obligaba a numerosos sujetos –abogados, bancos, notarios, etcétera– a informar sobre operaciones dinerarias sospechosas al Servicio Ejecutivo de Prevención del Blanqueo de Capitales (Sepblac). A mediados de la pasada década, comenzaron las grandes operaciones contra el blanqueo como Ballena Blanca, y algunos notarios y abogados entraron en la rueda de los detenidos precisamente por amparar y diseñar en sus despachos estructuras societarias para lavar el dinero. Hoy, blanquear es más difícil que nunca.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La gala

Premios Málaga 2017 de La Opinión

Prensa Ibérica entrega cinco premios al Club Balonmano Femenino Málaga Costa del Sol; a la Asociación de Voluntarios de Oncología Infantil (AVOI); al presidente de La Canasta; a Turismo Andaluz; y a Lamari.

 
 

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine