Cofradías

La Semana Santa genera un impacto de 82,3 millones de euros en la ciudad

En 2016 se registraron 1,1 millones de visitas por parte de 381.000 personas - La Semana Santa impulsó la creación de 1.059 empleos

05.04.2017 | 05:00
La Semana Santa genera un impacto de 82,3 millones de euros en la ciudad
Banderas, en el acto de este martes.

Banderas: "No se puede amar lo que no se conoce"

  • Antonio Banderas, presidente de la Fundación Lágrimas y Favores, recordó ayer que la idea es obtener un instrumento de trabajo para medir este fenómeno religioso y le llamó la atención que sólo el 6% de público foráneo acuda a las procesiones. Así, explicó que es ahí donde hay que trabajar: «Hay una cosa muy clara, no se puede amar lo que no se conoce». En cuanto a la industria de la Semana Santa, Banderas señaló que hay que contestar esa pregunta y recordó que cuando se hizo el manto de Lágrimas y Favores, pese a que la gente «se llevaba las manos a la cabeza», el encargo dio trabajo a siete u ocho costureras durante dos años. «Hay que ver el impacto real, no ocurre todo en siete días». Considera que esos datos hay que hacérselos llegar a touroperadores y entidades similares. En su opinión, hay que hablar de las tres eses, «Semana Santa Solidaria», un objetivo que cumple con su fundación . /li>

La Semana Santa de Málaga genera un impacto económico de 82,3 millones de euros, según los datos de la Cátedra de Estudios Cofrades de la Universidad de Málaga, presentada esta mañana en el Rectorado. El estudio de este año se ha centrado en medir cuántas personas, malagueños, españoles o extranjeros, acuden a la capital de la Costa del Sol con la motivación exclusiva de seguir los desfiles procesionales en la calle. Siguiendo ese parámetro, en 2016 se produjeron 1,1 millones de visitas por parte de 381.000 personas.

El director de la cátedra, Benjamín del Alcázar, ha señalado que el impacto directo es de 53,1 millones de euros y el inducido de 29,2 millones. Ello supone la creación de 1.059 puestos de trabajo a tiempo completo, fundamentalmente en el sector servicios: bares, restaurantes, hoteles, transportes y en la industria agroalimentaria.

La visita media (que incluye a los malagueños que van a ver las procesiones) es de tres días. Los turistas acuden a las procesiones 2,4 días y los excursionistas (que no pernoctan en el destino) 2,1 días. La mayor concentración de visitas se da el Jueves y el Viernes Santo. Un dato llamativo es que el 46,7% de los malagueños dicen que no acudirían a ver las procesiones.

De los que acuden a las procesiones, el perfil es el siguiente: el 85% son malagueños, la edad media ronda los 40 años, el 58% lo hace en familia; de los que acuden, el 27,2% son hermanos de una cofradía. El 15% sale en las procesiones. El 17,2% va en coche y una quinta parte aparca en parkings públicos.

Los turistas suponen el 5,6% de las visitas: un 60% de ellos tiene una estancia más prolongada de la media (más de 2,4 días). La mayoría son nacionales y, de ellos, más de la mitad son andaluces; el 20% procede de Madrid, Castilla-La Mancha y Cataluña. Luego le siguen británicos, alemanes y franceses. Un 3% de ellos viene a participar en su cofradía y el 4,5% es hermano de una corporación nazarena.

Los excursionistas son quienes no pernoctan en el destino: andaluces de provincias limítrofes que bajan a Málaga puntualmente para seguir los desfiles: suponen el 9% de las visitas. El 81,2% de ellos conoce la Semana Santa y el 25% de los mismos acude todos los años. Además del Jueves y el Viernes Santo, el otro gran día en cuanto a afluencia es el Lunes Santo.

El gasto es el siguiente: el residente se gasta de media 45,14 euros, aunque el 15% de los mismos se deja más de 100 euros al día en ver las procesiones, fundamentalmente en restauración y transporte. El turista se gasta 89,34 euros y el excursionista 45,71 euros.

Algo que queda por medir es, precisamente, el impacto que tiene la industria cofrade, es decir, el movimiento económico de bares y tiendas cofrades, empresas que desarrollan aplicaciones para móviles, o el encargo de las hermandades a imagineros, vestidores, orfebres, bordadores, cereros y floristas, entre otros oficios artesanales. Este estudio sólo mide el impacto en los siete días de Semana Santa, pero sus números serían mayores si el análisis se aplicara a la Semana de Pasión y se incluyeran otras motivaciones de viaje, como las visitas a museos, restaurantes y playa.

Antonio Banderas, presidente de la Fundación Lágrimas y Favores, ha recordado que la idea es obtener un instrumento de trabajo para medir el fenómeno religioso y le ha llamado la atención que sólo el 6% de público foráneo acude a las procesiones. Ahí, ha explicado, es donde hay que trabajar. "Hay una cosa muy clara, no se puede amar lo que no se conoce", por lo que considera que hay que repartir itinerarios y folletos en inglés, francés y alemán.

En cuanto a la industria de la Semana Santa, considera que es una pregunta que hay que responder y ha recordado que cuando se hace un manto a una Virgen, pese a que la gente se lleva las manos a la cabeza, el encargo de trabajo a siete u ocho costureras artesanas durante dos o tres años. "Hay que ver el impacto real, no ocurre todo en siete días", precisa, para insistir en que este estudio se hará llegar a touroperadores y otras instituciones.

Javier Hernández, del Área de Turismo del Ayuntamiento, ha insistido en que sí se reparten folletos en otros idiomas en más de 400 hoteles y puntos de información de la Costa del Sol, además de llevarlos a Fitur, donde se acude con la Agrupación de Cofradías de Semana Santa. Este año, por ejemplo, van a venir 34.000 cruceristas a la ciudad y algunos de ellos coincidirán con el desembarco de la Legión en la mañana del Jueves Santo.

El presidente de la Agrupación de Cofradías, Pablo Atencia, ha recordado que el corazón del fenómeno es religioso, pero es a la vez poliédrico. Hay 41 cofradías en Málaga con 80.000 hermanos de cuota, "somos el movimiento sociológico más importante de la ciudad". En cuanto a la industria, ha insistido en que hay 1.000 talleres en Andalucía que generan más de 10.000 empleos. Destacó que ya se están ofertando paquetes turísticos para la semana de traslados en otros puntos del país y que se trabaja con el Ayuntamiento para fomentar el turismo religioso el resto del año: por ejemplo, se ha formado a 70 cicerones cofrades (ya hay dos empresas que se dedican a este nicho de mercado), y también se han establecido en este sentido seis rutas cofrades de la Málaga Nazarena para que los visitantes, fuera de la Semana Santa, conozcan iglesias, casas hermandad e, incluso, bares especializados en temática cofrade. Ha indicado, además, que la Agrupación de Cofradías de Málaga, la primera del país creada en 1921, cumplirá cien años en 2021, lo que se celebrará como se merece. "La Semana Santa comenzó en 1487", ha indicado, para insistir en que el nuevo trono del Resucitado, que se estrenará a finales de año, participan seis oficios cofrades, cinco malagueños, y se da trabajo a 31 personas.

Atencia también ha defendido los cientos de miles de euros que recaudan los cofrades para labores asistenciales, después de crear una Comisión de Caridad en el seno del ente agrupacional. "Eso sale de los actos que organizamos nosotros: cenas benéficas, etcétera...".

En el acto que ha tenido lugar en el Rectorado de la UMA, también se han entregado los premios a las tesis doctorales y trabajos de fin de grado relacionados con la Semana Mayor.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La gala

Premios Málaga 2017 de La Opinión

Prensa Ibérica entrega cinco premios al Club Balonmano Femenino Málaga Costa del Sol; a la Asociación de Voluntarios de Oncología Infantil (AVOI); al presidente de La Canasta; a Turismo Andaluz; y a Lamari.

 
 

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine