'Desahucio' en el Parlamento

La exparlamentaria malagueña de Ciudadanos, Mari Carmen Prieto, ha tenido que dejar su despacho y ahora denuncia que no puede trabajar con dignidad

21.04.2017 | 00:11
Prieto y su pelea por el despacho.

Mari Carmen Prieto estuvo ilusionada. La trayectoria, su labor, su vida política está marcada por dos años en Ciudadanos. Una historia de un amor repentino con ganas de descombrar la política y que se ha convertido en capítulo de «desahucio» que demuestra que, aunque las cosas pintan fatal, siempre se puede caminar hacia atrás. Después de innumerables encontronazos con la cúpula regional del partido, encabezada por Juan Marín, la parlamentaria malagueña decidió abandonar la formación por considerar que la lucha contra la corrupción y la transparencia ya no eran prioridad para su partido. Es un paso trascendente si uno recuerda los enfrentamientos en Málaga, cuando hubo que confeccionar las cotizadas listas para las elecciones autonómicas. Eran los tiempos de Irene Rivera, que entonces se presentaba como alumna aventajada, y luego dio la espantada para ir al Congreso de los Diputados. Teniendo en cuenta los silencios que se gasta ahora, uno se hace a la idea de lo mucho que han cambiado las sensibilidades dentro de Ciudadanos en Málaga. Aquí engancha el drama de Prieto. Lo último que podía esperar cuando entró a representar con orgullo las siglas de su partido, es que se iba a ver en una situación tan humillante. A estas horas, la parlamentaria malagueña ya se ha convertido en un nuevo caso similar al de Juan José Espinosa. Deambulando por los pasillos, sin un lugar físico desde el que poder trabajar y, con la conciencia adquirida, de que ya no es bienvenida.

A través de un escrito, el Parlamento andaluz le comunicó a Prieto que ya no le corresponde ningún despacho «con carácter individual», por lo que tuvo plazo hasta ayer por la noche para sacar todas sus pertenencias y hacer sitio. No es que venga alguien nuevo, ya le gustaría a Ciudadanos, pero Prieto no está dispuesta a dejar su acta y ya forma parte del club de los no adscritos. «No le voy a dar este gusto», aseguró ayer en conversaciones con este periódico. Según su versión, lo del despacho es sólo el último capítulo en una red de trampas que le han ido tejiendo con el único objetivo de hacer mella y que, frustrada, abandone el Parlamento. No hay nada peor para conseguir algo, que forzar a alguien que ha demostrado que no está dispuesto a ello. Una compañía aérea quiso sacar a rastras a uno de sus viajeros y ahora anda pidiendo perdón y desplomada en bolsa.

Guerra sucia

El esfuerzo que está haciendo Prieto para dañar la imagen de Ciudadanos es notable. Tuitea, responsabiliza y denuncia. Habla de enchufes entre los asesores de Ciudadanos en la Diputación de Málaga y señala que el grupetto de Juan Cassá está obsesionado con mantener el control del partido.

Respecto a su situación en el Parlamento, está dispuesta a hacerse notar. Redactó un escrito a la Mesa del Parlamento, solicitando un nuevo despacho. Algo que no ha ido a ninguna parte. No hay concesión, por lo pronto, y en el Parlamento se justifican con el argumento de que los despachos no se asignan de manera individual, sino que corresponden a los respectivos grupos políticos. El pacto que mantiene el PSOE con Ciudadanos también tendrá algo que ver en esto. «Ahora puedo trabajar desde la cafetería o el banco que hay fuera del Parlamento, si hace buen tiempo», lamentó Prieto. Todo esto induce a una pregunta clara: ¿Cómo una parlamentaria puede ser útil sin un despacho? ¿Seguirá cobrando su sueldo íntegro de 3.020 euros por trabajar, según reconoce, «en condiciones muy limitadas»? Da igual quién tenga razón en todo esto. Sirve este episodio para constatar las cosas tan burdas que suceden a espaldas del ciudadano, que es quien sostiene todo esto. No hay derecho.

Fraternidad en Fuengirola

No todo en Ciudadanos son malos rollos. Es más, facciones dentro del partido que se encontraban enfrentadas, pueden unirse si existe la voluntad para ello. Haría bien Marín en tomar nota de lo que sucedió ayer en Fuengirola. El portavoz de Ciudadanos en el municipio, Javier Toro, invitó a Guillermo Díaz para dar una rueda de prensa conjunta en el Ayuntamiento. Cabe recordar que Toro forma parte del más apretado riverismo social de las localidades de la Costa. El de Irene, se entiende. De ahí el esfuerzo si se tiene en cuenta que ella y Díaz han librado cruentas batallas por ganar las primarias de Ciudadanos en la provincia. Hubo parabienes mutuos. Algo de peloteo de rigor. Pero se tomó constancia de que también se puede ser útil desde las instituciones, si uno se dedica a trabajar de forma conjunta y utiliza, en este caso, el enlace del diputado nacional el Congreso para traer mejoras a su municipio. En este caso, Díaz se ha ido a Madrid con una serie de tareas bajo el brazo: regenerar las playas con arena y proteger el litoral contra el impacto de los temporales. «¿Qué parte se llevará Fuengirola de los 500.000 euros que anunció el PP para las playas de la Costa del Sol?», será la pregunta que formalizará Díaz la semana que viene.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Edición Local


Hacienda reclama a Limasa 500.000 euros por no declarar el canon de asistencia

Hacienda reclama a Limasa 500.000 euros por no declarar el canon de asistencia

La Agencia Tributaria culmina su inspección de los años 2012 y 2013 comunicando una infracción por...

Málaga aprueba suprimir el requisito de convivencia a la plusvalía por herencia

Málaga aprueba suprimir el requisito de convivencia a la plusvalía por herencia

Todos los grupos, salvo el PP, votan a favor de su eliminación, en la comisión de Hacienda

El 20% de los medicamentos en los hogares malagueños están caducados

El 20% de los medicamentos en los hogares malagueños están caducados

El Colegio de Fermacéiticos pondrá en marcha una campaña informativa a partir del 3 de octubre...


Tres proyectos de emprendedores de Málaga, en el programa Minerva de la Junta y Vodafone

Tres proyectos de emprendedores de Málaga, en el programa Minerva de la Junta y Vodafone

Se trata de la app para comunidades de vecinos Colindar, el rastreador de vuelos y hoteles Flymate...

Juanma Moreno inicia la carrera por la Junta con la promesa del tercer hospital

Juanma Moreno inicia la carrera por la Junta con la promesa del tercer hospital

Entre sus compromisos, traer el consejo de gobierno a Málaga una vez al mes y buscar una solución...

La unidad policial especializada en hostelería denuncia a 159 negocios en Málaga por terrazas ilegales

La unidad policial especializada en hostelería denuncia a 159 negocios en Málaga por terrazas ilegales

Esa cifra supone casi un 17% más en apenas nueve meses que ha funcionado este departamento que en...

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine