Entrevista a Hans Wolh

"A Marbella no le convienen los turistas que sólo quieren beber"

Wolh es organizador de Marbella 4 Days Walking, que se celebra este fin de semana

12.10.2017 | 22:24
Hans Wolh, en Marbella.

El municipio alberga hasta el domingo la séptima edición de un evento que se ha convertido en uno de los más importantes de la temporada baja. Más de 2.000 senderistas de 16 nacionalidades diferentes participan en un festival que combina el deporte, la naturaleza y el ocio.

Hans Wolh no se podía imaginar que de una propuesta extemporánea lanzada al aire en una reunión sobre urbanismo iba a nacer uno de los eventos que más turistas atrae a Marbella. Quería desarrollar en el municipio uno de los festivales más arraigados de su Holanda natal. En la primera edición, en 2011, se inscribieron unos 600 participantes. En la de este año, la séptima, más de 2.200 senderistas visitarán los enclaves históricos, naturales y turísticos más importantes del municipio, en rutas de entre 20 y 30 kilómetros de recorrido.

¿Cómo se le ocurrió desarrollar en la Costa del Sol una actividad que tiene más adeptos y arraigo en el centro de Europa?
Yo participé en Holanda en dos ocasiones. Allí tenía que recorrer 30 kilómetros. Me gustaba tanto que, en una reunión sobre el PGOU (de 2010), aproveché para proponer el tema. A un amigo abogado le gustó la idea y se la comunicó a José Luis Hernández (entonces concejal de Turismo). Me dijo que era buena idea, pero que apenas podía ayudar con el dinero. En los primeros años me apoyé en organizaciones de Holanda, pero hoy lo organizamos desde Marbella.

¿Cuál es el secreto para mantener un evento de estas características durante siete años y conseguir que en cada edición participen más senderistas?
Este año hemos tenido mucha difusión por internet, a través de las redes sociales y la página web. Además, es muy importante la publicidad que hacen los participantes cuando vuelven a sus países y cuentan las experiencias a sus amigos y conocidos.

Que la edición de cada año comience a prepararse en enero significa que la actividad es mucho más que cuatro días caminando.
Sí. Si sólo ofreciéramos caminar, vendría gente, pero queremos dar algo más. Intentamos ofrecer música y bailes para hacer algo diferente a una actividad únicamente deportiva. Pero lo mejor es la amistad que surge entre los participantes.

¿Alguna otra motivación más para invitar a los senderistas a que hagan itinerarios de 20 0 25 kilómetros de recorrido?
A los participante que andan los cuatro días les damos una medalla que contiene tantas estrellas como ediciones hayan completado. Cuando llegan a cinco estrellas, les damos una corona. Tenemos participantes que este año cubrirán su séptima edición.

¿Qué diferencias existen entre la actividad que se hace en Marbella y las que se hacen en Holanda?
Los vecinos en Holanda se vuelcan con la iniciativa. Ponen música y los niños te ofrecen dulces o manzanas. En cada pueblo, los habitantes se preocupan por el evento. Se trata de un festival muy grande.

El evento se ha convertido en uno de los principales atractivos de la temporada baja de Marbella.
Elegimos organizar el festival en octubre porque ya no hace tanto calor. En la primera edición participaron unas 600 personas y este año somos unos 2.200 participantes. Las Terrazas del Puerto Deportivo (el recinto que alberga las carpas de llegada y salida de los senderistas) se nos han quedado pequeñas. Para el próximo año queremos buscar otro emplazamiento con más espacio para no molestar a los vecinos.

Tras 21 años en España, ¿cómo cree que ha cambiado el turismo en Marbella?
La llegada de turistas holandeses a esta zona ha aumentado debido a las crisis de Grecia o Túnez. Aquí hay playas, naturaleza y atractivos históricos. También cuenta el medio ambiente y la temperatura. Sólo nos separan 2.500 kilómetros de distancia con Holanda, pero ahora allí está lloviendo y hace frío. No te puedes imaginar que haya tanta diferencia entre allí y aquí.

¿Considera que la promoción turística que se hace del municipio de Marbella es la correcta?
Podría promocionarse más para atraer a más gente. Pero es importante que los turistas que lleguen sepan comportarse. Hay turistas de todas las nacionalidades a los que sólo les gusta beber y esa es la gente que no conviene a Marbella.

¿Qué echa de menos de su país?
Algunas cosas de comer. Me gusta la comida de aquí, pero en Holanda tenemos snacks que no se venden en Marbella.

¿Y cuál es la principal diferencia que ha encontrado entre Marbella y Holanda?
El tráfico. En Holanda hay colas cada día porque hay demasiados coches. Para recorrer una distancia similar a la que hay entre Marbella y San Pedro (unos 10 kilómetros) tardo hora y media.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Más información

Enlaces recomendados: Premios Cine