Caso 'Minutas'

Del Nido: ´Julián Muñoz firmaba, pero mandaba Gil´

El presidente del Sevilla asegura que "trataba" con Gil, de quien asegura que era el "alcalde real" del pueblo

03.05.2010 | 20:27

El abogado José María del Nido reiteró hoy que quien mandaba y ordenaba en el Ayuntamiento de Marbella (Málaga) era Jesús Gil y no el también ex regidor Julián Muñoz, quien no tenía participación decisoria en las reuniones a las que asistía y que se limitaba a firmar los documentos. Insistió en que "trataba" con Gil, restando, así, participación al resto de los acusados.

"Julián Muñoz era el que firmaba y Jesús Gil era el que mandaba, ordenaba, porque entre otras cosas, era el alcalde real del municipio", insistió Del Nido en la sesión de hoy, en la que contestó a las preguntas de las defensas de los otros acusados y a la suya propia, el abogado Pedro Apalategui. Mañana está previsto que continúe la declaración con más preguntas de su propio letrado.

En esta nueva sesión del caso 'Minutas', sobre las presuntas irregularidades en los encargos profesionales realizados por el Consistorio marbellí al letrado, Del Nido indicó de nuevo que "siempre" se entendía con Gil y después cuando ya tenía el encargo, bien en la Secretaría General, "donde trabajaban docenas de personas", o bien a los encargados de las sociedades mercantiles "solicitaba la documentación necesaria para ejercer esa labor de defensa que me había sido encomendada".

Preguntado por la defensa de Julián Muñoz sobre si había personas presentes cuando se entrevistaba con Gil, Del Nido aseguró que "habitualmente" sí había personas presentes y en algunas ocasiones estaba Julián Muñoz "sobre todo cuando se mantenían reuniones relativas al Tribunal de Cuentas, que él estaba de oyente en algunas reuniones". No obstante, indicó que no tenía "una participación activa y ni mucho menos decisoria".

Sin embargo, aunque reiteró que los encargos los hacía Gil, dijo que su nombramiento lo organizó Muñoz, "había un teniente de alcalde, denominado, porque la ley así lo indica, accidental que era el que firmaba, no los decretos de nombramiento, que eran estereotipados que venían de años anteriores de abogados, sino todos los documentos que se referían al municipio".

Interventor

Por otro lado, respecto a las minutas, Del Nido explicó que "no se puede disponer de una transferencia municipal si no tiene la firma de los tres claveros, que son interventor, delegado de Hacienda y tesorero municipal". "Si no tiene estas tres firmas no puede salir un euro del Ayuntamiento", apostilló.

Asimismo, preguntado sobre que el interventor haya declarado que él no controlaba las sociedades municipales, indicó que "las cosas son lo que son y no lo que las partes digan que sean", en referencia a que "también el interventor municipal está demandado en procedimiento ante el Tribunal de Cuentas donde se exige o se persigue su responsabilidad profesional precisamente por esto".

Insistió en que "aún tiene cantidades pendientes de liquidar" y en que "algunas minutas no las he cobrado y son objeto de acusación". Además, indicó que siempre pacta los honorarios con el alcalde de la ciudad y añadió que cuando se le encomendaron algunos asuntos siempre indicaba "que cobraría por remisión" a las normas del Colegio profesional donde desempeñaba su labor profesional.

Por otro lado, en relación con el despacho de Alcaldía, Del Nido reiteró una vez más que Muñoz no lo utilizó hasta que fue alcalde electo.

Segregación

Cuestionado por una de las defensas sobre por qué no llevó él la causa de segregación de San Pedro Alcántara, Puerto Banús, Guadalmina y Nueva Andalucía con respecto a Marbella, Del Nido indicó que entendía que "no debía llevarlo y que no me iba a hacer cargo de un asunto contra el Ayuntamiento de Marbella que estaba empezando a asesorar".

"Yo no percibo honorarios profesionales por esa actuación", recordó el letrado, quien añadió que su ex mujer, Ángeles Carrasco, acusada en la causa y que fue quien realizó el trabajo, "no recibió apoyo mío de ningún tipo", llevando el proceso con "independencia absoluta".

Sobre el hecho de que apareciera su nombre junto al pago de la actuación profesional de su ex pareja, Del Nido manifestó que se trata de una cuenta corriente de un matrimonio, "que es en régimen ganancial", por lo que "al transferirse las previsiones de fondo a la cuenta conjunta en algunas ocasiones figuraba yo y en otras ella".

"Yo no recibí ni una sola peseta de este procedimiento porque yo no lo llevaba", precisó el también presidente del Sevilla, quien dijo que el Ayuntamiento de Marbella "es quien comete el error de hacer consignar mi nombre en la transferencia que se hace a la cuenta de los dos", a pesar de lo que aclaró que el banco cuando lo comunica dice "que lo ha recibido ella y no yo".

A su defensa respondió de nuevo que "el Ayuntamiento de Marbella no tenía en su organigrama de funcionamiento servicios jurídicos" y reiteró que "está certificado en la causa" que las contrataciones que hacía el Ayuntamiento desde 1987 a 2003, inclusive, "son de carácter privado, nunca por contratación pública".

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


Enlaces recomendados: Premios Cine