Entrevista al presidente de Guadalpyme

José Alberto Núñez: ´Para salir de la crisis actual hay que dejar atrás los localismos´

Esta organización creada en 2009 se sustenta con las cuotas de los asociados

 05:00  
José Alberto Núñez, presidente de Guadalpyme.
José Alberto Núñez, presidente de Guadalpyme.  Rocío Cañada

La Asociación de Empresarios del Guadalhorce, que engloba a más de 800 empresas, fue creada para la representación, gestión, defensa y fomento de los intereses de las empresas asociadas, así como para el apoyo e impulso al desarrollo local y comarcal, y la mejora de la competitividad de las pymes

Rocío Cañada José Alberto Núñez preside desde hace casi un año la Asociación de Empresarios del Guadalhorce, que cuenta con más de 800 empresas asociadas. Nacida en 2009, esta organización, abarca negocios de los municipios de Almogía, Álora, Cártama, Casarabonela, Pizarra, Valle de Abdalajís y Villanueva de la Concepción, y además de dar todo tipo de apoyo a sus asociados, pretende impulsar la modernización y la mejora competitiva de las pymes que surgen en torno al río Guadalhorce.

¿Cuándo y por qué surge Guadalpyme?
La verdad es que nace con una idea básica de evitar los localismos y, viendo la que se avecinaba, en 2009 nos pusimos en marcha. Nos dimos cuenta de que había una necesidad y deseo de integración. Está claro que la unión hace la fuerza, y que para salir de la crisis hay que evitar los localismos.

¿Cuales son sus principales objetivos?
Superada una primera etapa de consolidación, nos encontramos en una etapa expansión. Estamos luchando por proyectos de inversión internacional en la zona, y por la puesta en marcha de la escuela de emprendimiento, que camina de manera positiva. A diario, luchamos por la firma de convenios, y ya contamos con unos 25, para beneficio de nuestros asociados.

Entonces, ¿cuál es la situación actual de las pymes del Guadalhorce?
Evidentemente hay problemas comunes en todas las pymes, fundamentalmente entre los autónomos. Los mayores a los que se enfrentan van desde la falta de apoyo financiero, porque se exigen muchos requisitos para acceder a los créditos; la gran cantidad de trámites burocráticos, y los costes, que a pesar de las promesas de disminución han aumentado. En el Guadalhorce se añade que los municipios de la zona han quedado fuera de las grandes rutas de movimiento, lo que condiciona mucho la evolución empresarial.

¿Cómo han afectado las medidas del Gobierno central, como la nueva reforma laboral a estas pymes?
La mayoría de nuestros asociados son autónomos. Para las empresas con muchos trabajadores ha sido beneficiosa, pero para las empresas con uno o dos empleados, las microempresas, no tanto ya que siguen soportando los mismos problemas. Desgraciadamente, los autónomos son una clase trabajadora muy desatendida; todos dicen que van a apoyar a los autónomos y a las pymes pero ¿ayudas reales? Hoy por hoy, pasarían simplemente por la reducción de cargas fiscales y sociales, pero no llegan y les obligan a sobrevivir con ingenio y mucho trabajo.

¿Qué necesidades específicas tienen las empresas de la zona del Guadalhorce?
Principalmente, la mejora de las infraestructuras. Las comunicaciones son básicas y esta deficiencia supone sobrecostes a las empresas del Guadalhorce. Sin embargo, tienen un gran punto fuerte: la gran cantidad de terreno calificado industrial, que podría acoger a nuevas empresas aunque aún no ha llegado el momento.

Si se quiere emprender en este momento, ¿cuáles son los caminos?
Nos es fácil montar un negocio y desarrollarlo. Hoy, se requieren muchos conocimientos. Por eso, tenemos como proyecto principal la puesta en marcha de la escuela de emprendedores. Pero además creemos beneficioso provocar el relevo generacional, pero con empresas adaptadas a los tiempos, con la informatización necesaria pero también con la formación necesaria. Y por supuesto, la especialización.

En este sentido, ¿sigue siendo el Guadalhorce agrícola, principalmente?
Existe la idea de que el Guadalhorce es una zona rural, pero es una falsa imagen, porque los campos se están abandonando al no ser rentable para el productor. Quizá había que adaptar la agricultura a las necesidades y fomentar el relevo generacional.

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


texto-alt

Cuéntanos tu historia

¡Participa en nuestro portal contándonos tus historias! Cuéntanos dónde vives y cómo ese lugar puede ser mejor. Envíanos un mail a laopiniondemalaga.lectores@epi.es.

Enlaces recomendados: Premios Cine