Agricultura

La provincia registrará una cosecha de aceituna de mesa similar a 2016

Asaja da a conocer sus previsiones, aunque éstas podrían descender si no hay precipitaciones

12.10.2017 | 05:00
Un olivarero coge aceitunas en Alozaina.

El presidente de Asaja Málaga, Baldomero Bellido, ha asegurado que la cosecha prevista de aceituna de mesa para 2017 será similar a la registrada durante el pasado ejercicio, cuando se recogieron hasta 48 millones de kilogramos.

Durante el desarrollo de la XIV Jornada Técnica del Olivar celebrada en Antequera, el responsable del colectivo detalló que el caluroso verano y un año corto en aguas han dado «sorprendentemente una aceituna con buen tamaño hasta mediados» de la citada estación. Además, añadió que las lluvias caídas en agosto en las principales zonas productoras de la provincia «dejaron entre 40 y 60 litros, por lo que el pesimismo inicial se tornó en esperanza».

Sin embargo, el presidente de Asaja Málaga aseguró que a mediados de septiembre empezó a ser crítica la situación y que continúa así, «ya que nos encontramos a mitad del mes de octubre y no tenemos perspectivas de lluvias».

Una coyuntura que, unida a las altas temperaturas inusuales en esta época, podría variar la cosecha prevista. «Hasta ahora los agricultores han estado recogiendo aceituna de árboles jóvenes o regados, obteniendo un fruto de tamaño aceptable, pero día a día se va agotando esta parcela, por lo cual tememos que la cosecha sea menor de la esperada», declaró Bellido.

Aprovechando la reunión, el máximo responsable de Asaja en la provincia también incidió en los problemas que está atravesando la venta del citado producto, a raíz sobre todo de la denuncia por dumping por parte de Estados Unidos.

«La aceituna de mesa española tiene encima la espada de Damocles de la denuncia por parte de dos empresas a las que está aupando la administración Trump», apuntó, aunque hizo hincapié en que «España y Europa han hecho un frente común ante esta denuncia, argumentando que las ayudas recibidas por los agricultores no perturban el mercado».

Xylella fastidiosa

Durante las jornadas, se abordó la situación y la estrategia a seguir en lo referente a la actuación de la bacteria denominada Xylella fastidiosa sobre el olivar. En este sentido, el jefe de servicio de Sanidad Vegetal de la Consejería de Agricultura, Ricardo Alarcón, afirmó que la principal medida de control fitosanitario consiste en extremar las precauciones en el comercio del material vegetal sensible para evitar la llegada de plantas infectadas.

«Este material vegetal debe proceder siempre de productores oficialmente autorizados y con pasaporte fitosanitario», indicó el profesional de la Junta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


Enlaces recomendados: Premios Cine