política

El 11-M divide a los populares

19.07.2008 | 00:00
Escéptico. Trillo sigue criticando los datos sobre el 11-M. Escéptico. Trillo sigue criticando los datos sobre el 11-M.

Trillo insiste en que sigue sin conocerse la autoría intelectual de los atentados, mientras que García Escudero asegura que no hay nada más que investigar

El PP vuelve a arrojar dudas sobre la autoría del 11-M, aunque no todo el partido comparte la misma actitud. Un día después de la sentencia del Tribunal Supremo, el portavoz de Justicia en el Congreso, Federico Trillo, expresó su descontento con la resolución ya que, aunque confirma la autoría material de la masacre, "sigue sin intuirse" la autoría intelectual de los atentados, según dijo. Frente a esta opinión, otros dirigentes como el portavoz del PP en el Senado, Pío García Escudero, afirmaron que "hoy por hoy" no hay nada más que investigar.
"En términos generales parece que se confirma la autoría material", aunque no la intelectual, declaró Trillo antes de dar una conferencia dentro de los cursos de verano de la Universidad Complutense en El Escorial.
Así, destacó la absolución de "aquellos a los que se intentaba imputar como inductores o autores intelectuales" y subrayó que la sentencia del Supremo tampoco "ve ninguna conexión con ningún grupo intelectual". "Ni Al Qaeda ni ningún otro", resaltó.
Interrogado sobre el hecho de que la sentencia descarte explícitamente la participación de ETA, se limitó a señalar que "ni yo ni creo que nadie haya tenido tiempo de leer la sentencia en su integridad" y, por tanto, abogó por "leerla con detenimiento".

Criterios diferentes. En contraste con estas declaraciones, el también popular García Escudero afirmó que la sentencia del Supremo es la que tiene valor y la que explica los atentados perpetrados en Madrid. "Acatamos y aceptamos la sentencia", apuntó, dejando, no obstante, la puerta abierta a nuevas investigaciones.
Mientras, el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, afirmó que nunca un político debe intentar sustituir aquello que en la división de poderes le corresponde a los jueces y aseguró que la sentencia del 11-M ha de ser vista como la constatación de que el Estado de Derecho funciona.
Desde el Gobierno, la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández De la Vega, aconsejó a todos, y especialmente al Partido Popular, seguir adelante. "Es hora, no de pasar página, pero sí deberíamos poner fin a las especulaciones", dijo.
Más crítico fue el vicesecretario general del PSOE, José Blanco, que invitó al PP y expresamente a su líder, Mariano Rajoy, no solo a pasar página, sino además a pedir disculpas "por todo lo que dijo e hizo los cuatro años pasados al embarcarse en ´la teoría de la conspiración´ e intentar echar la culpa de su derrota al 11-M".

noticias de La Opini&oacuten de M&aacutelagaMapa web
Otras webs del Grupo Editorial Prensa Ibérica
La Opinión de Málaga