Grabaciones a Sánchez-Camacho

Método3 denuncia a sus exempleados por difundir el vídeo

La agencia de detectives asegura no haber realizado ninguna grabación ilegal en el restaurante ´La Camarga´

20.06.2013 | 19:52
Exteriores del restaurante ´La Camarga´.
Exteriores del restaurante ´La Camarga´.

La agencia de detectives Método 3 ha anunciado hoy que ha emprendido un procedimiento penal contra sus exempleados por haber difundido la grabación del almuerzo de la presidenta del PPC, Alicia Sánchez-Camacho, y ha negado que haya realizado ninguna grabación ilegal en el restaurante "La Camarga".

En un comunicado remitido hoy a los medios, la agencia de detectives, que está en quiebra, ha hecho estas precisiones tras el pacto que ha alcanzado con Sánchez-Camacho por el que admite que exempleados suyos "grabaron y difundieron" su conversación con la expareja de Jordi Pujol Ferrussola en el restaurante "La Camarga" de Barcelona.

En ese acuerdo, por el que Sánchez-Camacho recibirá una indemnización de 80.000 euros, Método 3 reconoce que "dos exempleados de la empresa grabaron y difundieron la grabación de la conversación", con lo que causaron un daño a la presidenta del PPC.

En la nota enviada hoy, la agencia de detectives afirma que lo único que ha reconocido en el pacto es "la falta de diligencia en la custodia de la documentación", lo que comporta un acuerdo con Sánchez-Camacho para la finalización del procedimiento civil.

La agencia insiste en que "nunca ha hecho ningún tipo de grabación ilegal en el restaurante La Camarga" de Barcelona y añade: "por ello, la señora Alicia Sánchez-Camacho ha solicitado de forma expresa el archivo de la causa penal contra Método 3 en el juzgado de instrucción número 14 de Barcelona".

Según mantiene la agencia en el comunicado, Método 3 "ha asumido exclusivamente una culpa civil por la custodia documental de la información".

En una entrevista hoy a Catalunya Ràdio, el abogado de Àlex Borreguero -exbecario de Método 3, imputado en el caso de espionaje-, Rubén Romero, ha insistido en que el almuerzo en "La Camarga" fue encargado por la agencia de detectives.

Romero ha añadido, además, que fue su propio cliente quien pagó la comida y que indicó a los responsables del restaurante que si Sánchez-Camacho hacía el amago de abonar la cuenta, le dijera que ya estaba pagada.

Enlaces recomendados: Premios Cine