Crisis sísmica

La actividad de Castor, en espera de garantías

Soria ha advertido de que el Gobierno "solo se guiará por los criterios del Instituto Geológico Minero Español"

08.10.2013 | 15:27
La actividad de Castor, en espera de garantías

Las claves de lo que ocurre

  • Situado junto a una falla activa. El proyecto Castor se sitúa junto a una falla catalogada como activa por el Instituto Geológico y Minero (Falla oriental de Amposta) y con un riesgo potencial de generar seísmos de magnitud hasta 7,1 en la escala de Richter en periodos de 53.000 años, una circunstancia que tampoco se consideró como riesgo en la declaración de impacto ambiental favorable del Ministerio de Medio Ambiente.
  • Incertidumbre sobre el subsuelo. Los informes de la consultora Geostock subrayó que los riesgos más relevantes de la inyección y almacenaje de gas estaban relacionados con "la incertidumbre del subsuelo, la integridad de los pozos de petróleo abandonados, la integridad del sellado, las nuevas presiones y el comportamiento del acuífero".
  • Dimensiones de la falla. La ficha del Instituto Geológico sobre la falla indica que es de al menos de 51 kilómetros de largo y 15 de ancho.

El ministro de Industria, Energia y Turismo, José Manuel Soria, ha asegurado este martes que "no habrá autorización para reabrir la actividad" del almacén de gas del proyecto Castor hasta que no haya un informe convincente" de que existen "plenas garantías de seguridad para la población".

En todo caso, ha advertido de que el Gobierno "solo se guiará por los informes y criterios del Instituto Geológico Minero Español", que aún no se sabe cuándo estarán listos.

El ministro ha realizado estas declaraciones en el Centro de Coordinación de Emergencias de l'Eliana (Valencia) después de visitar previamente la planta junto con el ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, y el presidente de la Generalitat Valenciana, Alberto Fabra.

Soria ha puesto de relieve que los expertos de la empresa Escal, responsable del proyecto Castor frente a las costas de Vinaròs (Castellón), le han comunicado que, en su opinión, los movimientos sísmicos calificados con una intensidad de 3 tiene relación directa con la actividad de almacenamiento de gas en las instalaciones subterráneas, mientras que en los de escala superior las causas estarían en el movimiento de alguna falla que la compañía descarta que sea la de Amposta, sobre la que sitúa el proyecto.

Preguntado por a quién correspondería pagar una indemnización en el caso de que deba decidirse un cierre definitivo de la planta, Soria ha indicado que el Gobierno no se plantea esta hipótesis, ya que actualmente está "en determinar qué ha pasado, por qué y si hay probabilidad de que se pueda reproducir en el futuro".

Por su parte, Alberto Fabra ha considerado "más que satisfactorio que el Gobierno garantice que hasta que no se tengan los informes de los expertos no se retomará la actividad de la planta".

Enlaces recomendados: Premios Cine