Acto en Barcelona

Mas planta a Santamaría

El presidente catalán declinó intervenir en un acto con la vicepresidenta por no ser tratado como máxima autoridad

18.10.2013 | 16:19
Mas planta a Santamaría

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha decidido no asistir al acto organizado por Fomento del Trabajo de este jueves por la noche, adonde asiste la vicepresidenta del Gobierno central, Soraya Sáenz de Santamaría, porque un desacuerdo con el protocolo.

Según han explicado fuentes de la Generalitat a Europa Press, se había acordado que Mas hable después de ella como presidente, pero Sáenz de Santamaría prevé ahora hablar después de él porque no ejerce este jueves de vicepresidenta, sino de presidenta en funciones dado que el presidente Mariano Rajoy está de viaje oficial en la Cumbre Iberoamericana.

Ambos están invitados al acto de entrega de las Medallas de Honor y de los Premios Carles Ferrer Salat, con los que la patronal reconoce la actividad de empresarios, empresas y entidades.

La Generalitat ha explicado que el Gobierno central avisó a última hora del miércoles de que Santamaría iba a asistir finalmente en calidad de presidenta en funciones, mientras que el Govern lo rechaza alegando que lo acordado anteriormente era que él haga su discurso después de ella.

El Govern ha constatado que el presidente catalán preside todos los actos a los que acude, menos en tres excepciones: los que tienen la asistencia del Rey, del Príncipe de Asturias o del presidente del Gobierno central en persona.

Artur Mas ha decidido delegar en el conseller de Empresa y Empleo, Felip Puig, la máxima representación de la Generalitat en el acto de este jueves en Fomento del Trabajo.

El Govern se justifica

El consejero de Presidencia y portavoz del Govern, Francesc Homs, ha asegurado este viernes que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, no acudió al acto organizado por Fomento del Trabajo al que también asistía la vicepresidenta del Gobierno central, Soraya Sáenz de Santamaría, por un desacuerdo en el protocolo y no "sentar" precedente.

Según fuentes de la Generalitat, se había acordado que Mas hablara después de ella como presidente, pero la vicepresidenta preveía hablar tras él porque Sáenz de Santamaría no ejercía de vicepresidenta, sino de presidenta en funciones dado que Mariano Rajoy está de viaje oficial en la Cumbre Iberoamericana.

En declaraciones a Catalunya Ràdio recogidas por Europa Press, Homs ha sostenido que el Gobierno central quiso hacer una lectura estricta de un protocolo que tienen e "impuso" esa situación, y ha afirmado que el Govern no lo podía aceptar porque es una cuestión de tener autoestima por las instituciones y lo que representan.

"Como no es disponible la representación de un país porque no es una cosa que se pueda hacer de cualquier manera al representar a la sociedad catalana, el presidente se estimó más, sin tener nada en contra de Fomento, no sentar ese precedente porque a partir de aquí te van arrinconando y eso no lo podemos permitir como país", ha asegurado.

Homs ha sostenido que el diálogo con el Estado existe, pero que "cuesta mucho que dé cualquier tipo de fruto".

Enlaces recomendados: Premios Cine