Juicio

Nóos apenas justificó sus trabajos para los Juegos Europeos

Sólo presentó facturas acreditadas por 382.000 euros de los 2,3 millones que recibió de la Generalitat Valenciana

13.04.2016 | 16:19
Isabel Villalonga, exsubsecretaria de Turismo de la Generalitat Valenciana.

El Instituto Nóos solo justificó debidamente trabajos con un coste de 382.000 euros por la candidatura para los Juegos Europeos, pero la Generalitat Valenciana rechazó 123 facturas por 1.983.479 que la entidad presidida por Iñaki Urdangarin y Diego Torres no acompañó de soporte documental.

Hoy ha declarado como testigo en Palma ante el tribunal que juzga el caso Nóos la persona que rechazó esas facturas, la exsubsecretaria de Presidencia Isabel Villalonga, quien ha detallado que no se abonaron porque no incluían copia de los proyectos presentados, documentación de las reuniones celebradas ni los contratos de los consultores cuyos honorarios pretendían cobrar.

El Instituto Nóos firmó un convenio de colaboración por 6 millones de euros con la Sociedad Estratégica para la Promoción Turística de Valencia para organizar la candidatura para albergar los Juegos Europeos, que nunca se llegaron a celebrar. De esa subvención se abonaron 382.000 euros.

La exsubdirectora ha negado la explicación que dio Diego Torres cuando declaró ante el tribunal de que esas 123 facturas rechazadas fueran proforma o borradores presentados para comprobar si eran adecuadas antes de aportar las definitivas.

"Absolutamente eran facturas. En una factura proforma tiene que poner proforma y no se exige pago, no se presenta para que se pague", ha afirmado. Ha indicado además que si hubieran sido proforma no habrían ido numeradas y además no se habría abonado ninguna.

Según la funcionaria, Torres y el contable Marco Tejeiro conocían con antelación que debían justificar todos los gastos porque se les informó al respecto en una reunión específica a la que asistió ella misma con el entonces vicepresidente Víctor Campos y el secretario autonómico José María Olano.

Les explicaron "lo que era este convenio, que se sujetaba a la Ley de Subvenciones y qué gastos podían ser asumidos y financiados por la Generalitat y qué gastos no".

Hoy también han declarado ante el tribunal los que fueran desde 2007 vicepresidente de la Generalitat, Vicente Rambla, y consellera de Cultura y Deportes, Trinidad Miró, que han contado que se reunieron con Iñaki Urdangarin y Diego Torres en dos comidas celebradas en noviembre de 2007 y en marzo de 2008.

Rambla ha justificado la primera comida en un hotel de Castellón, a la que fue convocado por Urdangarin, en el hecho de que era miembro de la Familia Real y "una persona que había tenido una relación más o menos fluida con la Comunidad Valenciana".

Cree que, al haberse nombrado un nuevo gobierno en la Generalitat hacía solo tres meses, "tenía cierto sentido" que Urdangarin y Torres quisieran conocerles y "hablar de los temas que se pudieran estar llevando a cabo en la comunidad y que pudieran ser de su interés".

La reunión no tuvo continuidad ni "ninguna trascendencia material en nada", pero Rambla informó al presidente Francisco Camps: "No me entrevisto con un miembro de la Familia Real y no le digo al presidente, supongo que antes y después".

La segunda reunión, de marzo de 2008, la convocó el Ayuntamiento de Valencia, porque la alcaldesa Rita Barberá quería recabar el asesoramiento de Urdangarin sobre los Juegos de la Juventud, ha testificado.

Rambla ha asegurado que cuando tuvo lugar ese encuentro, las relaciones que había tenido la Generalitat en el pasado con Urdangarin y Torres habían terminado y "no había nada más que tratar". Según el exvicepresidente, lo más notable de esa comida fue "la presencia de un miembro de la Casa Real".

Tampoco a la exconsellera Miró le dieron un motivo concreto para celebrar la reunión: "A mí me dicen que el que venía era el Duque de Palma", ha explicado. Hablaron de los Juegos de la Juventud y de las infraestructuras deportivas existentes en la ciudad de Valencia.

Ni Rambla ni Miró asociaron a Urdangarin y Torres con ninguna entidad en concreto, ni consideraron que acudieran en representación del Instituto Nóos o de la Fundación Deporte, Cultura e Integración Social. "A la presencia de un miembro de la Casa Real no hacía falta añadirle ningún apelativo, no hacía falta presentación", ha dicho Rambla.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine