Revisión a fondo

26.07.2008 | 00:00

Pedro de Silva

El candidato a dirigir el Imperio de Occidente ha de someterse a ciertas pruebas, no tan distintas a las del preso que ingresa en una prisión de alta seguridad, examen de orificios incluido. Barack Obama sabe sin duda que la operativa resulta muy aconsejada en su caso, pues a fin de cuentas es sospechoso por el color de piel. De Obama ya sabemos los componentes nacionales de su árbol genético, que van de algo menos de un 5 % de francoalemán (alsaciano) a un 50 % de Keniano. También sabemos la música que guarda en su iPod, donde destacan tres referencias: Stevie Wonder, John Coltrane y Bruce Springsteen. Aunque se supone que todo esto persigue que la gente sepa bien a quién vota, en realidad esas vejaciones de la intimidad son un rito preventivo para bajarle los humos al poder, y que el candidato sepa que para ser amo del mundo debe entregar su cuerpo en prenda.

Opinión

Trabajo en grupo

El informe PISA ha descubierto nuestro anarquismo e individualismo. Dice que no sabemos...

 
 

El Cazador Othello

Pablo Laso pidió su salida del equipo este verano ante la incredulidad de muchos dirigentes...

 
 

ENRIQUE BENÍTEZ

Una mujer para la historia

Concepción Loring Heredia fue la primera mujer que intervino en el Congreso

 
 

F. J. CRISTÓFOL

La luz de la Navidad

Aquellos años en los que nos quejábamos del dispendio económico que suponía la espectacular...

 
 

Apuñalamiento en misa

Estaban en misa. Cabe preguntarse si todos los presos van a misa en Soto del Real por fe o...

 
 

PEDRO DE SILVA

Pesimismo relativo

Al ser la democracia la patria del relativismo, las verdades absolutas son incompatibles con...

 
 
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine