En corto

Pobre que pega a pobres

10.10.2013 | 05:00

Montoro revalida su fama de provocador con poca vergüenza, al cuestionar la calidad del cine español tras dejarlo casi sin ayudas, pero ¿tiene razón en esa duda? En realidad la ratio de películas buenas, regulares y malas de nuestro cine no es peor que en USA, pero los americanos inventaron el cine, tienen industria, y sobre todo han logrado que el gusto dominante se adecúe a su oferta (o al revés), una resonancia que lo hace invencible. El cine europeo es bueno o malo, pero sin glamour. Al final si el cine americano nos gusta es porque, aunque disimulemos, nos gusta todo lo americano, como los siervos adoran en secreto a la clase dominante (el glamour es eso). La distancia entre su cine y el nuestro es la misma que hay entre Obama y Rajoy, o entre Bernanke y Montoro + Linde + Guindos. En general el cine español es pobretón y sin glamour, como Montoro, y entre pobres no está bien zurrarse.

Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine