La señal

Málaga sin ti

02.08.2015 | 05:00

Pues sí, la necesaria reforma o regeneración interna del PP pasa también por eliminar la duplicidad entre cargos institucionales y orgánicos. En realidad, los primeros cobran y así los orgánicos, que son los mismos que los primeros, ya están pagados. Muy original. En PSOE es Javier Carnero quien resucita de entre los muertos tras una imputación que pasó a mejor vida. Ahora estará al frente de Turismo Andaluz, pieza artillera de gran calibre. Es un gesto de la Junta hacia Málaga después de que el consejero del ramo sea de orillas del Guadalquivir, Francisco Javier Fernández. Pero también apresurarse a dimitir, como hizo Carnero, de la lista autonómica al conocerse su empapelamiento es otro gesto que ahora se le recompensa. Si yo creo que al final ganan los buenos, el problema es el mientras tanto. Lo que no se entiende es que las consejerías hayan aumentado de once a trece y haya dos delegados más en Málaga y pasemos de seis a ocho. La Administración tiende a la metástasis. En cambio, el balneario de Tolox languidece un poco por la disminución del número de usuarios, en realidad parece lo propio de un balneario, una cierta languidez. Triste la noticia de la partida de un gran periodista malagueño, Juan Roldán, conocedor de tantos medios y realidades. Descansa en paz, compañero, ojalá pudieras informarnos de cómo se vive en el cielo.

Aquí en la tierra, todo sigue igual, los niños se drogan con los móviles y las agresiones a sus padres aumentan el 60 por ciento en los últimos cinco años, según datos del Consejo General del Poder Judicial. La generación mejor preparada de la historia, dicen, pero no se aclara en qué. Lo que se va aclarando es el caso Rato porque el juez no ve corrupción aquí, sí aprecia delito fiscal e investiga el blanqueo. ¿Y si al final no hubo nada?, ¡resiste Rodrigo!, podría decirle Rajoy, ¿y el que le puso la manita en la cabeza para meterlo en el coche?, pero si todavía no le han pagado la indemnización que le corresponde a Dolores Vázquez€ qué trabajo cuesta que te hagan justicia, ¿verdad, letrado Apalategui?
Algunas voces sensatas advierten de lo que sucede con el populismo, verbi gratia Francisco González, presidente del BBVA: ya se están paralizando decisiones de inversión, y concluye que «la inercia de la economía no es tan fuerte como para resistir un escenario político inestable». Tener de alcaldesa a Carmena o Colau es contar con un stop a la inversión. No es el caso de Bernal, alcalde de Marbella, que respalda un gran proyecto inmobiliario de lujo con 212 villas de ensueño. En Torremolinos se está trabajando duro y bien, tanto el alcalde José Ortiz como Maribel Tocón, concejala de Urbanismo, despliegan una actividad trepidante. Es lo que hace falta. Aquí, Francisco de la Torre ha conseguido sacar adelante su proyecto de polo digital con la ayuda de Gámez, lo que hace la aritmética. Yo me quedo con la exposición ´Picasso. Segni Dialoganti´ que la Fundación Casa Natal organiza en el Palazzo Liceo Saracco de Acqui Terme, en el Piamonte. Interesante iniciativa de José María Luna.

Y ahora que se acerca el 8 de agosto -cuando me encontraré en tierras lejanas, aunque esta vez no en la India- fecha del anillamiento de 600 pollos de flamenco en el humedal de Fuente de Piedra, ¿por qué no anillamos también a los otros flamencos y así los controlamos mejor y evitamos tanto saqueo?, ¿no se les pone un brazalete a ciertos delincuentes?, pues eso.

Me apresuro para llegar a Strachan. Se presenta una interesante iniciativa para convertir este restaurante en centro gastronómico de Sabor a Málaga. Allí Vicente Martínez y África Robles reciben a los invitados y les regalan un magnífico libro de recetas de Fernando Rueda con vinos y cervezas de la tierra e información nutricional ad hoc. También será el libro de las habitaciones del Málaga Palacio. Allí están Julio Andrade, Leonor García, Arturo Bernal, Yolanda de Aguilar, Carmelo Sanmartín€ Me preguntan por ella y guardo silencio, Lope de Vega ya nos lo dejó dicho:

A mis soledades voy,
de mis soledades vengo,
porque para andar conmigo
me bastan mis pensamientos.
No sé qué tiene la aldea
donde vivo, y donde muero,
que con venir de mí mismo,
no puedo venir más lejos.
Ni estoy bien ni mal conmigo;
más dice mi entendimiento
que un hombre que todo es alma
está cautivo en su cuerpo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine