Tribuna

El mejor lugar para anunciarse

10.09.2015 | 05:00

Hagan la prueba. Si quieren captar la atención inmediata de una persona, pregúntenle: «¿A qué no sabes lo que trae hoy el periódico?» Es más que probable que esa persona deje todo lo que está haciendo para preguntar qué es lo que ha pasado, qué es lo que dice el periódico. El periodismo ­(contar lo que está pasando, lo que pasó inadvertido y también lo que está a punto de pasar) está incrustado en el sistema operativo del ser humano como una especie de aplicación informática que se activa de forma instantánea. Damos y recibimos noticias con una avidez propia de la práctica sexual durante unas vacaciones en el Caribe. Por eso acierta la nueva campaña que han puesto en marcha 18 diarios británicos para tratar de superar la crisis publicitaria que llevan años sufriendo. «Nada funciona como funcionan las noticias», dice el eslogan de esta iniciativa que congrega a los principales rotativos del Reino Unido. Los editores ingleses quieren hacer evidente a los ojos de los anunciantes que si las marcas aspiran a llegar a los anunciantes, a su potenciales compradores, lo mejor es que coloquen su mensaje en un diario (sea en formato papel o digital) pues allí, como en pocos lugares de su campo visual, acostumbra a reposar la atención de los consumidores.

Durante ocho semanas, y desde principios de este mes de septiembre, los seis grupos británicos propietarios de grandes cabeceras como The Guardian, Daily Mail, The Independent o The Telegraph, han apartado sus rivalidades y se han aliado a través de la asociación comercial Newsworks. Se han gastado 4,2 millones de euros en colocar una serie de anuncios donde tratan de hacer evidente la extraordinaria influencia que el periódico, impreso o digital, sigue teniendo en la vida cotidiana de la gente. En papel, en tableta, a través del ordenador o del teléfono móvil, la información que cada día mana de los periódicos es hoy, como ayer, la brújula más fiable que los ciudadanos tienen para navegar.

En cada uno de esos anuncios, los editores de periódicos del Reino Unido tiran de humor, algo muy británico, para mostrar hasta qué punto el lector de diarios se concentra en la lectura de las noticias y dedica al periódico una atención exclusiva que no presta a otros medios. Recuerden: nada funciona como las noticias funcionan. Así, la campaña muestra a una joven leyendo atentísima su diario mientras King Kong se acerca con la previsible intención de llevársela a lo más alto del Empire State. O inciden, en otro de los anuncios de la campaña, en que buena parte de los informativos británicos de la noche (también algunos españoles) se despiden leyendo los titulares de la prensa del día siguiente, donde se fija, dice el anuncio, «la agenda nacional». Los editores de prensa dicen de sus compañeros los presentadores de televisión: «Para la última palabra en la cobertura televisiva, los presentadores echan un vistazo a nuestros titulares. Es la irrefutable evidencia de que en este mundo multimedia, son los periódicos de mañana los que conforman la agenda nacional. Ellos confían en los artículos que nosotros publicamos y esa confianza se contagia a los artículos que anunciamos». Y añaden: «Como lectores, no pueden estar mejor informados. Como anunciante usted no podrá encontrar mejor lugar para informarles».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine