Tierra de nadie

Al unísono

02.02.2016 | 05:00

Dos chicos de instituto hablan cerca de mí, en el metro. Aguzo el oído, como es costumbre, y uno de ellos dice que ese tal Lenin, a juzgar por la gente que lo odia, debió de ser un tipo estupendo. El otro le pregunta que quién es o era Lenin y el primero responde que no tiene ni idea, pero que echan pestes de él, y al unísono, Felipe González y Aznar.

–Felipe González –añade–, que presidió un gobierno en el que se practicó el terrorismo de Estado, además de la corrupción económica. Y Aznar, que nos metió en una guerra donde murieron miles de inocentes a cambio de que Bush le dejara poner los pies en la misma mesa que él.

Me vuelvo y observo con disimulo el perfil del chico. No debe de tener más de quince o dieciséis años. Me sorprende su nivel de politización, aunque quizá lo raro es el grado de despolitización de su compañero. No sé, no estoy al tanto de las politizaciones.

–¿Por qué dices que Aznar y González odian a ese tal Lenin al unísono? –pregunta el despolitizado.

–Porque lo hacen a la vez. Unísono, ¿lo entiendes?

–Ya.

Cuando la conversación comienza a decaer, el chico interesado en Lenin vuelve a la carga:

–He dicho Aznar y González, pero a Lenin en realidad lo detesta todo el mundo: los banqueros, los empresarios, los obispos...

–Pues sí que debía de ser un buen tipo. Cuando llegue a casa, lo busco en la Wikipedia.

Es lo que estoy a punto de hacer yo cuando llego a casa, consultar la Wikipedia, a ver qué die. Pero como me ocurre siempre, mientras el ordenador se pone en marcha, caigo en un ensueño durante el que comparo a Rita Barberá con Lenin. ¡Maldición!, sale ganando Lenin, lo mismo que cuando lo comparo con Rajoy, con Rus, con Bárcenas y así hasta 30 ó 40 cargos del PP y varios del PSOE. Esta gente, me digo, no sabe que cuando ataca a Lenin, sea al unísono o de forma individual, está difundiendo el leninismo en los institutos de enseñanza media. En la vida ocurre con frecuencia eso: que uno, sin darse cuenta, promociona lo que condena. La corrupción, sin ir más lejos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine