Tribuna

Baño de ironía

21.08.2016 | 05:00

Anna Tarrés le ha faltado tiempo para sacar los trapos sucios a la piscina. La exdirectora técnica del equipo español de natación sincronizada se ha tirado de cabeza a su enésima polémica al calificar de «gran mejora» el quinto puesto cosechado por Gemma Mengual y Ona Carbonell en los Juegos de Río, uno por debajo que el dúo de Ucrania, al que ahora entrena. Detrás de este baño de ironía, flota el enfrentamiento que la catalana mantiene con sus antiguas pupilas y con la Federación. Fue destituida hace cuatro años, acusada entre otras lindezas de aplicar un régimen casi marcial dentro y fuera del agua.

Una salida forzosa que Tarrés no está dispuesta a olvidar. Acostumbrada ya a su papel de Cruella de Vil del olimpismo patrio, cada vez que tiene ocasión carga contra las chicas a las que hace tiempo llevó a la gloria. «He visto el ejercicio de reojo, pero creo que han hecho una gran mejora respecto al último nacional». Eso espetó sin dejar de sonreír, tras confirmarse la mejor puntuación de Ucrania. Como si la venganza se sirviera en una pileta fría.

Lo cierto es que, guste o no, el tiempo no ha dejado en mal sitio a Tarrés. Desde su marcha, han empeorado los resultados de una disciplina que se había acostumbrado a engordar el medallero español. El equipo, que ahora dirige Ana Montero, ni siquiera logró billete para Brasil; y el dúo de Mengual y Carbonell, pese a cuajar una actuación notable, se quedó a dos pasos de los cajones del podio, antes habitual para ellas, si bien con otras parejas. En el deporte, los números dan o quitan razones.

Algunos pensarán, quizás con razón, que las palabras de Tarrés son para taparse la nariz. Y otros agradecerán que se moje siempre que se lo piden. El caso es que reabren el eterno debate de las relaciones entre entrenadores y entrenados, a menudo conflictivas y mediadas por intereses que no responden exclusivamente a los resultados. Y también evidencian la relevancia de los métodos a la hora de alcanzar el éxito. Por más que la gloria esté reservada para quienes saltan a competir.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine