La quinta columna

Los once titulares

El temor a un cisma por el insistente «no» de Iceta revalúa la abstención extremadamente técnica

18.10.2016 | 00:44

Como se sabe, Rajoy sólo necesita once abstenciones para salir investido en segunda votación con los «síes» del PP, C´s y CC. Es lo que se denomina abstención extremadamente técnica: sólo lo preciso para que haya gobierno, y ya. Al líder del PP le basta con eso, porque sabe que la prórroga presupuestaria es inevitable. Pero hay otro partido, el PSOE, al que también le basta con que once de los suyos se abstengan. De hecho, igual es lo que prefiere. A los socialistas, deshechos tras el comité terremoto del día 1, les interesa sobremanera presentarse en el Congreso como una piña. O los 85 se abstienen o los 85 votan «no». Pero como lo segundo es imposible, pues sería como darle vida al muñeco roto de Pedro Sánchez, y lo primero parece que también, el partido no ve con disgusto que el equipo titular del grupo parlamentario se sacrifique por todos. Así se evitaría un cisma territorial que podría acabar con el PSC en bancada distinta. Con una resolución del comité federal suficientemente ambigua, la mayoría de los diputados que quieren votar «no», como les pasa a los de Iceta, podría hacerlo; los once elegidos para el holocausto se volverían cenizas, y aquí paz y después guerra.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine