En corto

Prohibido aventar

26.10.2016 | 05:00

Cuando la encíclica Humanae Vitae (1968) condenó el uso de la píldora anticonceptiva se produjo una desobediencia masiva de fieles, que de la noche a la mañana pasaron de hecho a ser protestantes practicantes del libre examen. Una vez consumada esa desafección práctica, la Iglesia optó por legislar a su gusto, sin medir mucho si iba a ser obedecida, como acaba de hacer, en tema desde luego menos caliente (en todas las acepciones), al condenar que haga cada uno lo que quiera con las cenizas funerarias, por ejemplo aventarlas en la naturaleza, en vez de dejarlas en lugar sagrado. No le falta razón cuando dice que esto contribuye al olvido de los muertos, pero se equivoca al asociar esas malas costumbres al «panteísmo, naturalismo o nihilismo». Yo mismo, profesando algo en esas tres religiones paralelas, soy bastante contrario a la cremación y francamente amigo de los cementerios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Opinión

IGNACIO HERNÁNDEZ

Los cuatro elementos

En esta última semana de junio en Málaga, recién bautizada por un verano tórrido y entreverada...

 
 

JAVIER MURIEL NAVARRETE

Don

Decía Don Jaime de Mora que de todos los títulos que le adornan, el que más orgullo le producía...

 
 

GABY BENEROSO

De papá o mamá

Hace unos días, el pleno de la Diputación de Málaga acordó aprobar el presupuesto del Centro de...

 
 

Cartas al director

Carta a Mercedes AlayaEstimada y aguerrida Mercedes Alaya, desde el comienzo de la...

 
 

LUIS M. ALONSO

Bárcenas

Luis Bárcenas es un boina verde, un tío de operaciones especiales. Rocoso, pasó por el Congreso...

 
 

JUAN ANTONIO MARTÍN

Credibilidad política enfriada

Andamos inmersos en un mundo de sólida y rocosa pestilencia política;...

 
 
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine