11 de noviembre de 2016
Málaga de un vistazo

A pesar de todo, luce el sol

11.11.2016 | 05:00

Sí, amables lectores, a pesar de lo que sucede por el mundo, luce el sol. Y, les aseguro que yo continúo llevándome muy bien con todos los seres humanos, con los casi humanos y con el resto del personal que camina a este y al otro lado del puente que me separa de Pedregalejo.

Siempre he sido muy pacífica. Pocas veces he perdido los papeles delante de un semejante. Muy pocas. Pero hoy estoy enfadada, no me gusta el peinado del nuevo dueño del mundo. No me gustan las señoras que lleva del brazo, pero, como me dijo un día mi Tití María: «Si no te gusta el color de este precioso vestido amarillo que llevo cosiendo una semana, tiene arreglo. Lo terminaré y se lo llevaré a una casa de recogida de niñas y se lo regalaré a la primera criatura que lo quiera lucir con alegría. Y, tú, en este momento, has perdido el turno, quizás, el verano próximo te pueda hacer algo mono para que lo luzcas cuando te vuelvas a esas preciosas tierras de Ifni».

Y cumplió su palabra. Era la mayor de once hermanos y eso da poder, mucho poder. Lo más sorprendente era el cariño incondicional que le tenía toda la familia. Yo era la nota discordante, pero la sigo recordando.

Le pido al Universo que, cuando yo cruce por última vez el puente de los vivos, alguien no se olvide de mis cuitas y no me recuerde como la abuela protestona, aunque de carácter.

Dicen que se nos vienen encima días invernales de mucho cuidado. ¡Sabihondos! Por si acaso, aunque tenía el propósito de guardar algunas mantas, esas que casi nunca tenemos que usar porque vivimos en una tierra bendecida por la Madre Naturaleza, voy a volverlas a poner sobre la cama porque mi marido y yo no tenemos ganas de morirnos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine