Soserías

El Universo, en su justa medida

El mapa cósmico más preciso hasta la fecha dice que el 96 por ciento de lo que existe es materia y energía oscuras, según precisa un grupo de científicos estadounidenses

10.08.2017 | 23:15

La mayor parte de todo lo que existe no podemos verlo. Exactamente el 96 por ciento de lo que hay en el Universo. Ése es el porcentaje que acaba de aportar un grupo de científicos estadounidenses y españoles que se han agrupado bajo el proyecto «Dark Energy Survey» (DES). Este equipo acaba de publicar la medida más precisa jamás hecha de la estructura a gran escala del cosmos. Un mapa hecho con mediciones de nada menos que 26 millones de galaxias. De estas mediciones, concluyeron que el 26% del Universo está compuesto por la llamada «materia oscura» (aquella que no interactúa en ninguna forma con la radiación electromagnética, que es completamente transparente en todo el espectro electromagnético y cuya existencia se puede deducir a partir de sus efectos gravitacionales en la materia visible). También determinaron que el 70 por ciento corresponde a la llamada «energía oscura», que produce una presión que tiende a acelerar la expansión del Universo, de lo que resulta una fuerza gravitacional repulsiva.

Las observaciones realizadas han sido posibles gracias al instrumento principal del DES, la «Dark Energy Camera», una de las cámaras astronómicas más potentes que existen a día de hoy. Sus 570 megapíxeles permiten obtener imágenes de galaxias situadas a ocho mil millones de años luz de la Tierra. Los resultados de la investigación permiten comprender un poco mejor la forma en la que el cosmos ha ido evolucionando a lo largo de sus 14.000 millones de años de historia.

La mirada al Universo siempre depara sorpresas. Una de las últimas es el hallazgo por parte de científicos del ESO, el Observatorio Europeo Austral, en Chile, de los primeros efectos observables de la teoría de la relatividad general de Einstein en las órbitas de estrellas que se mueven alrededor de agujeros negros supermasivos, como el que se encuentra en el centro de nuestra Vía Láctea. Este equipo ha constatado que la llamada estrella S2 se desvía ligeramente de la ruta que tendría que llevar si utilizásemos la física clásica para calcular su trayectoria.

En el centro de la Vía Láctea, a 26.000 años luz de la Tierra, está el agujero supermasivo más cercano, con una masa de cuatro millones de veces la del Sol. Este «monstruo» cuya masa está tan concentrada que genera un campo gravitacional tan potente que ni siquiera deja escapar la luz, se encuentra rodeado por un pequeño grupo de estrellas que orbitan a gran velocidad. Los científicos saben que es un entorno perfecto para probar la física gravitacional y, particularmente, la teoría de la relatividad general de Einstein. Según la ESO, este «prometedor» resultado que se ha obtenido es un preludio de mediciones y pruebas mucho más precisas de la relatividad, que se harán con el instrumento «Gravity» cuando la estrella S2 pase muy cerca del agujero negro en 2018, lo que nos permitirá también conocer mejor esa región que se encuentra en el corazón de nuestra galaxia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Opinión

EDUARDO JORDÁ

Fenómenos paranormales

He aquí un fenómeno que tendrán que estudiar los psicólogos y los sociólogos del futuro (y...

 
 

FRANCISCO SOLER*

Ley, no humillación

«Paz, piedad, perdón» es el discurso que Azaña pronunció en el Ayuntamiento de Barcelona en...

 
 

La erótica rebelde

Sigue pues el calvario hacia adelante. Con esa fragilidad paradójica que tienen los...

 
 

ENRIQUE BALLESTER

Árbitro y cronista

Cuando era joven, Puigdemont escribía crónicas de fútbol regional. Gracias...

 
 

JORGE DEZCÁLLAR*

Fuego

Parece premonitorio. Este verano de altas temperaturas en el clima y en la política ha...

 
 

Cartas al director

Diferentes presos políticoLos políticos presos lo son todos -excepto algún...

 
 
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine