La mirada femenina

Amores imposibles

12.11.2017 | 19:04

¿Alguna vez te has enamorado de la persona equivocada? A mí me ha pasado. Guardo un amor escondido que nunca materializaré porque sé que es imposible. También sé que esa persona si lo supiera tal vez me querría muchísimo por un tiempo pero que nada puede llenar el vacío que siente en su interior. Hay gente que no puede amar, amar en profundidad, no porque no sean cariñosos sino porque están muy asustados. Están aterrorizados desde pequeños.

En todos estos años he conocido a muchos hombres. Y sin ánimo de despertar suspicacias, me he encontrado de todo. Pero simplificándolo mucho en mi caso los hombres que suelen ser amistosos, agradables y cultos son poco seductores y los que desprenden seducción a raudales, en cambio, no suelen ser tan amistosos ni tampoco tan cultos. Y después, de vez en cuando, aparece alguien especial que parece aunarlo todo pero que tiene un miedo atroz al compromiso. Así están las cosas. A veces me pregunto si sólo es así en Catalunya. Bromas aparte.

Tal vez esa falta de compromiso se deba a un abandono en la niñez por parte de alguno de sus progenitores o a alguna relación fallida. Estos hombres compensan su falta de compromiso en lo amoroso concentrando toda su energía en el trabajo o en un deporte que les gusta. Otros, en cambio, se esconden en procesos orgiásticos y se distraen yendo de flor en flor. Este perfil de hombre se agobia sobremanera cuando ve que sus conquistas empiezan a tener interés real por su persona.

Cuando te enamoras de alguien así, tu vida puede convertirse en un verdadero infierno. Por eso mi consejo es que si te pasa, si te enamoras de alguien alérgico al compromiso te alejes y transformes tus sentimientos en un amor platónico. Hazlo cuanto antes. No dudes. Y me dirás, como si fuera tan fácil. Lo es, o eso, o la muerte emocional.

Una puede tener una vida normal y hasta ser feliz con un amor platónico en alguna parte del alma pero nunca podrás serlo si das rienda suelta a una pasión y materializas lo que se convertirá, inevitablemente, en tu relación más tóxica.

Te vas a pasar el día esperando, harás cosas que no son propias de ti sólo para engancharle y cuando te encuentres arrastrada en el lodo te darás cuenta de que no puedes hacer absolutamente nada porque no depende de ti. Tú no eres el problema. Y cuando al poco tiempo te deje y se vaya con la siguiente, tendrás ganas de morir. Así que, no juegues con fuego y acepta que te has enamorado de la persona equivocada. Guarda tus sentimientos en un cofre bajo llave y tira el cofre en un lago. Luego, te sentirás mejor y podrás seguir adelante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Opinión

Morir de éxito

Lo dijo un ingeniero en una reciente rueda de prensa y yo lo suscribo: en las altas esferas de...

 
 

PEDRO DE SILVA

Una de miedo, para empezar la semana

¿Será posible que (como he leído) el pueblecito inglés en que Isabel...

 
 

JOSÉ LUIS GONZÁLEZ VERA

Nuevo arte malagueño

El devenir de las autonomías está desembocando en una parcelación de todas las actividades, con...

 
 

PEDRO J. MARÍN GALIANO

La calle de las bragas

Pues eso. Que así, de repente, sin saber muy bien cómo se inició esta...

 
 

DANIEL CAPÓ

Las 95 tesis

El pasado 31 de octubre se cumplieron cinco siglos de un acontecimiento que cambió el...

 
 

ALBERT CANO

Crecimiento sin mejora

Desde que «hemos salido» de la crisis, una pregunta obsesiona a los analistas...

 
 
Crea tu propio Blog
Enlaces recomendados: Premios Cine