Polémica

Luis Candelas sobre el Ecce Homo de Ronda: "Vamos a intentar salir"

El comisario de la hermandad reitera la intención de salir en procesión el próximo Jueves Santo pese a la falta de respuesta de la mayoría de los hermanos

17.02.2017 | 14:47
El comisario quiere sacar adelante la procesión del Ecce Homo, de Ronda.

"Vamos a tirar para adelante. Vamos a intentar salir", son las palabras de Luis Candelas comisario designado por el Obispado para la hermandad del Ecce Homo, de Ronda, tras la reunión que el jueves 16 de febrero mantuvo con el delegado episcopal de hermandades y cofradías, Antonio Coronado, para darle una salida al conflicto que mantienen desde hace meses dos facciones de la hermandad.

Aunque la hermandad cuenta con más de 500 hermanos son 143 los que han contestado por escrito a la llamada del comisario para llegar a un acuerdo, que a pesar de las graves diferencias, están dispuestos a trabajar y salir como cada Jueves Santo en procesión.

Estos algo más de "cien hermanos son una razón suficiente para intentar que esta Semana Santa no se queden sin la procesión del Cristo de la Buena Muerte los rondeños y los cientos de visitantes", razonó Candelas, quien recordó que ya ha realizado los trámites previos para asegurar la presencia de la Legión, en concreto el Tercio Alejandro Farnesio, en la procesión, como es tradicional.

Origen del conflicto

El origen del problema parece que se encuentra en los años 80, cuando la cofradía compra un inmueble para destinarlo como casa hermandad. En las actas del cabildo consta que el comprador es la propia hermandad, pero terminan registrando la casa hermandad a nombre de una asociación cultural que fue creada paralelamente a la hermandad con el nombre de Ecce-Homo.

Durante varios años estas dos organizaciones se entendieron hasta que las directivas de ambas entidades cambian y es cuando llegan las desavenencias. La hermandad termina dependiendo económicamente de la asociación y esta última, en los dos últimos mandatos, ha cortado el fluido económico en gran medida haciendo a la hermandad prácticamente dependiente de la asociación.

Este es el desencadenante de una situación límite entre el grupo de personas que defiende a la asociación y otros a la hermandad, que con los años ha ido "in crescendo" hasta llegar a diferencias personales entre estos rondeños, que en un tiempo pasado estaban unidos bajo un mismo paraguas.

La asesoría jurídica del Obispado de Málaga estudia la legalidad del registro de la casa hermandad a nombre de la asociación Ecce-Homo, porque se ha usado una norma civil y obteniendo un efecto distinto del que pretende esa norma. Aunque la asociación hizo un documento de cesión a la hermandad sin reservarse el uso de la sede.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


Enlaces recomendados: Premios Cine