imprudencia

El juez descarta imputar delitos a los padres del bebé fallecido en Olot

31.07.2008 | 23:02

El juez de guardia de Olot (Girona), donde esta madrugada ha fallecido un bebé de 25 días tras quedar encerrado en el maletero del coche familiar, ha descartado que haya indicios de delito en la actuación de los padres.

Según han informado a Efe fuentes de los Mossos d'Esquadra, el juez, tras examinar las diligencias entregadas por la policía catalana, ha decidido no imputar ningún delito a los padres del bebé fallecido, al considerar que se trata de un accidente, probablemente por una confusión de los padres.

Esas mismas fuentes han apuntado que tanto la investigación policial como la judicial apunta a que se trata de un accidente derivado de "un cúmulo de circunstancias terribles" y es por ello que el caso "se da por archivado".

El juez tampoco ha adoptado ninguna medida cautelar con respecto al otro bebé del matrimonio, gemelo del fallecido.

El bebé, de tan solo 25 días, ha fallecido esta madrugada en Olot (Girona) tras quedar encerrado en el maletero del coche familiar.

Al parecer, el padre de la criatura introdujo en el maletero del vehículo una canastilla sin percatarse de que el bebé se encontraba en el interior.

Una vez llegado a su destino, tras casi una hora de recorrido, los padres se han dado cuenta del error al encontrar al bebé inconsciente en su canastilla, por lo que le han llevado hacia las 00,45 horas hasta el hospital Sant Jaume de Olot, donde únicamente han podido certificar el fallecimiento del pequeño, probablemente por asfixia.

Según las mismas fuentes, el padre y la madre, que tienen gemelos, han hecho el viaje en vehículos distintos y, tras un recorrido de casi una hora, han llegado a su domicilio, situado en una población de la comarca gerundense de La Garrotxa, donde se han dado cuenta de su fatal descuido.

Enlaces recomendados: Premios Cine