Suceso

Un hombre persigue a una niña por calles de Valencia tras intentar abusar de ella

La pequeña, de 13 años, resultó herida al caer mientras huía del pederasta, que sólo desistió cuando los gritos de la víctima hicieron acudir a varios vecinos

23.05.2017 | 10:54

Una niña de 13 años de edad resultó herida al caerse al suelo mientras huía de un presunto pederasta que la persiguió por varias calle de Valencia, después de haber tratado de abusar sexualmente de ella tras verla sola de noche, en un parque público. Al parecer, el detenido, que tiene un ojo de cristal, era temido en el barrio donde han sucedido los hechos, y que Levante-EMV omite para preservar la identidad de la víctima, porque había atacado antes a otras menores. La Policía Nacional lo detuvo a los pocos minutos.

Los hechos sucedieron en la noche del pasado sábado, alrededores de las diez y media, cuando la niña de 13 años se encontraba sola en un parque público. El hombre se acercó a ella, se bajó los pantalones y le exhibió un billete de 10 euros, tras lo cual la intentó obligar a tocarle los genitales. Incluso le ofreció darle el dinero a cambio de que le masturbase, y trató de agarrarla para evitar que huyese.

La pequeña fue más rápida y emprendió una veloz huida hacia su casa, pero eso no hizo desistir al presunto pederasta, como suele ser habitual. Al revés, el hombre que tiene 49 años de edad, salió corriendo tras ella, lo que incrementó el estado de pánico de la adolescente.

De hecho, la niña tropezó y cayó al suelo en plena huida, lo que dio ventaja a su perseguidor, que estuvo a punto de alcanzarla. En ese momento, la menor, con una herida abierta en una rodilla, empezó a gritar desesperada y sólo entonces el supuesto agresor sexual decidió frenar sus impulsos y dejar a la chica en paz, una vez que vio llegar por la calle a varios vecinos que acudieron en auxilio de la adolescente.

Detenido a pocos metros

La policía fue alertada y envió un coche patrulla al lugar. La pequeña, arropada por su familia, facilitó a los agentes de la Policía Nacional no sólo una descripción completa del agresor, sino que les dijeron que estaba oculto muy cerca, en una esquina a pocos metros. Los agentes se acercaron al lugar, y tras comprobar que el sospechoso estaba allí, lo arrestaron y lo trasladaron a los calabozos del complejo policial de Zapadores.

Al parecer, el sospechoso, que es de nacionalidad pakistaní, tiene antecedentes por hechos similares. Fuentes jurídicas dijeron que el acusado, que ayer fue entregado al juez de Instrucción número 8, en funciones de guardia, se negó a declarar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine