Mundial Sudáfrica 2010

Cuando el gol de Iniesta hizo vibrar a Málaga

La final de España ante Holanda en Sudáfrica quedará siempre en el recuerdo de los malagueños

 14:22  
El centrocampista español Andrés Iniesta celebra su gol que dió la victoria a España en la final del Mundial de Fútbol Sudáfrica 2010 disputada entre Holanda y España hoy, domingo, 11 de julio de 2010, en el estadio Soccer City en Johannesburgo.En la camiseta se lee" Dani Jarque, siempre con nosotros".
El centrocampista español Andrés Iniesta celebra su gol que dió la victoria a España en la final del Mundial de Fútbol Sudáfrica 2010 disputada entre Holanda y España hoy, domingo, 11 de julio de 2010, en el estadio Soccer City en Johannesburgo.En la camiseta se lee" Dani Jarque, siempre con nosotros". Efe

La Opinión Ángel Calvente. Actor, director, autor de teatro y creador de marionetas

«Nunca he seguido el fútbol, pero el mundial me atrapó»

Ángel Calvente, autor de teatro y creador de marionetas, aseguró que nunca ha sido muy devoto de este deporte, pero que el Mundial consiguió atraparlo «de forma desmesurada». El partido de la final lo vio junto a su hermano mayor, su cuñada, su mujer y su hijo, en el chalet que tienen en Fuengirola. «Cuando Iniesta marcó el gol de la victoria lo celebramos eufóricos, los gritos se oían en toda la urbanización, que además, estaba llena de ingleses y alemanes que debieron alucinar».

Nacho Pérez Santamaría. Futbolista

«Con la victoria de España sentí cómo por fin se hacía justicia»

El que fuera futbolista del Málaga CF y que milita en el Betis, recuerda con cariño la victoria de España. «Sentí cómo por fin se hacía justicia. Habían sido tantos jugadores españoles buenos año tras año y siempre nos pasaba algo extraño. Era una sensación frustrante tras otra y ¡por fin fuimos campeones! Tuve la suerte de ver el partido en casa de mi suegro en La Malagueta con mi familia. No lo celebramos de una forma en especial porque había niños pequeños, pero desde el balcón disfrutamos del ambientazo».

Duane Rocha. Nadadora.

«Las calles de Madrid estaban abarrotadas de gente celebrando»

El día de la final España-Holanda Duane Rocha estaba en Madrid. «Fui a ver el partido a un bar con unos amigos. Como al día siguiente tenía competición, no lo pude celebrar de manera especial, sino que solo salí a dar una vuelta. Las calles estaban abarrotadas y mucho más La Cibeles, donde se reunió toda la gente que salió a celebrar la victoria. Fue impresionante. Con la calidad de juego que demostraron en la semifinal, yo estaba segura de que España iba a ganar. Estaban jugando mejor que sus rivales».

Esther Cruces. Directora del archivo histórico provincial

La alegría de cientos de inmigrantes, «algo espectacular»

Reconoce que sólo le gusta el fútbol «cuando juega la selección española» y que tiene un amigo que siempre le explica los fueras de juego «porque nunca me entero». El día de la final lo vivió en casa de un amigo en Almería y cada vez que había una jugada interesante, recuerda «el vociferío en los balcones». Cuando por fin ganó España, lo que más le impactó fue la alegría de cientos de inmigrantes de diferentes países. «Fue algo espectacular por cómo se suma gente que normalmente no tienen intereses comunes».

Juanma Lara. Actor

«Fue uno de los momentos más emocionantes de mi vida»

El actor Juanma Lara vio la final del Mundial en su casa con su hijo y un amigo de éste. Cuenta que en el momento en que le pasaron el balón a Iniesta «ya estaba saltando y gritando», de hecho, gritó tanto que se tuvo que sentar, se ahogaba, incluso «me bajó un poco la tensión». El gol fue «un chute de adrenalina», y asegura que ganar la final y ser campeones del mundo de fútbol fue «uno de los momentos de emoción más grandes de mi vida».

Borja Vivas. Lanzador de peso

«Cada vez que ganábamos un partido nos íbamos a celebrarlo»

«Seguí el Mundial con mucha expectación con mi familia y amigos. Los primeros partidos los vimos los fieles y ya en la final éramos un montón de gente. Cada vez que ganábamos nos acercábamos a la Plaza de la Marina a celebrarlo. Los nervios que pasamos en la final fue algo increíble y cuando ganamos nos fuimos a la plaza de toros a disfrutar. La verdad es que no ponía la mano en el fuego por España pero por fin superamos todo».

Damián Caneda. Concejal de cultura, deportes y juventud

«Lo celebramos emocionados. Saltamos y gritamos»

El nuevo concejal de Cultura, Deportes y Juventud del Ayuntamiento de Málaga, Damián Caneda, recuerda el momento de la final del Mundial con alegría. Vio el partido en casa de unos amigos en Melilla, donde se encontraba por motivos de trabajo. Cuando Andrés Iniesta marcó ese gol histórico que le dio a la selección de España su primer título de la Copa del Mundo, «lo celebramos emocionados; saltamos y gritamos», rememora y asegura que sobre todo, y como todo todos los españoles que en ese momento veían el partido, «disfrutamos».

Francisco de la Torre. Alcalde

«Nos dio cohesión nacional y autoestima»

«Vi el partido en casa, con mi mujer y mi hija. Recuerdo bien el encuentro completo, y especialmente la prórroga, que viví con emoción y alegría; recibí varios mensajes en el móvil al final del partido. En España tuvimos entonces una sensación de cohesión nacional en torno al fútbol y experimentamos una subida de la autoestima».

María Gámez. Portavoz municipal del PSOE

«Salimos a la calle a celebrarlo con los niños»

«Ese partido lo vi en casa, con la familia y los niños. Cuando terminó salimos en coche para dar una vuelta y celebrarlo. Los niños iban vestidos con las camisetas de España. Sabíamos de la superioridad de España y estábamos confiados en que ganaría. La verdad es que con los niños se vive con más intensidad».

Rafael de la Fuente. Ex director de la cónsula

«Es algo que agradeceré siempre a mi hijo»

El experto en Turismo, Rafael de la Fuente, admite que no es un forofo del fútbol. De hecho, en el momento de la final terminaba un informe para una institución internacional, pero su hijo Rafael le llamó desde Madrid aconsejándole que viera el partido. «Es algo que le agradeceré siempre», confiesa.

Rubén Ruzafa. Ciclista de montaña

«Fue increíble lo que vivimos, impresionante»

«Vi la final en casa porque ese día llegaba del Campeonato de Europa de Bicicleta de Montaña en Israel. Fue increíble lo que vivimos y no creo que nadie pensase que podía ser así. No soy muy aficionado al fútbol pero no me pierdo un partido de la selección. Fue impresionante lo que había en las calles».

Antonio Vargas. Colegio de Arquitectos

Del futbolín a la celebración de la victoria

«Los arquitectos nos reunimos para ver la final del Mundial, que se tradujo en una fiesta improvisada. Comenzamos viéndolo desde que éramos niños con nuestro pequeño futbolín y acabamos celebrando la victoria de España junto a los arquitectos. Sentimos mucha alegría, aunque soy más del rugby».

Enrique Gil. Presidente de fecoma

«Nunca vi tantas banderas en los balcones»

«El fútbol ha sido el único deporte que he practicado y fue una ilusión colectiva inmensa. Sobre todo, después de tantos años de eliminaciones injustas. Nunca he visto voluntariamente tantas banderas de España en los balcones. Es algo que sólo ha conseguido este deporte y eso es
importante»

Javier G. de Lara. Presidente de la CEM

«Mi hija me dijo ya esa tarde que ganaríamos 1-0»

«Fue una jornada apasionante que viví en casa con mi familia. Mi hija, que es un poco brujilla, ya me dijo a las seis de la tarde que España iba a ganar 1-0. La victoria fue un golpe de ilusión enorme. Esa corriente de alegría y de orgullo españolista nos ayudó a pasar un mejor verano, pese a los problemas del país».

Juan Jesús Peñalver. Comisario principal

«Lo celebré después de que todos lo hicieran»

A pesar de no ser muy futbolero, el jefe provincial de la Policía Nacional no se perdió la final. Recuerda que la vio solo, que explotó con el gol de Iniesta y que, más que Robben, su máxima preocupación fue que no se produjeran incidentes esa noche. Al final de todo lo celebró con una copa, como los campeones.

Pablo Pineda. Actor

«Solo faltaba un paso para ser campeones»

Pablo Pineda vio la final del Mundial en el hotel donde se hospedaba mientras asistía a un Festival de Cine en un pueblo de Alicante. Cuando Iniesta marcó el gol saltó «como un resorte». Después de eso «me tomé el resto del partido con mucha tranquilidad. Solo faltaba un pequeño paso para ser campeones».

Norberto del Castillo. Empresarios de playas

El Mundial que quiso unir a toda España

«El encuentro entre España y Holanda, del que disfruté con los clientes en mi negocio, fue un acontecimiento histórico que difícilmente se repetirá. Llegar a la final nos resultó muy emocionante, tanto que después del partido nos abrazamos con gente que ni conocíamos. Parecíamos una familia futbolística».

Jerónimo Pérez. Cámaras de comercio

«Lo contemplé más tranquilo de lo que esperaba»

«En cierto sentido, contemplé la victoria de la selección española de forma bastante más serena y tranquila de lo que me esperaba. Fue un acontecimiento muy esperado, sobre todo para las personas de nuestra generación. Hoy aún seguimos disfrutando de las dos copas que ganó España».

Antonio Pérez Rielo. Gerente de Carlos Haya

«Vi la final en casa. Me gusta verlo sin gritos»

El gerente del Hospital Regional Carlos Haya afirma que le gustan los partidos que de antemano parecen interesantes, pero no deja otras actividades por ello. «Sí, sí vi la final. En casa, solo, porque me gusta verlo sin que se grite. Me gusta que gane la selección pero si no gana es sólo fútbol».

Francisco Moro. Vicepresidente de aehcos

«Lo viví con un nerviosismo que aún me dura»

«Casi no me creo todavía que hubiéramos conseguido ganar un campeonato como el Mundial de fútbol. Con 47 años ya creía que no iba a ver un acontecimiento de este tipo después de tantos años y tantas decepciones. Yo soy muy forofo del fútbol, me encanta este deporte», concluye Francisco Moro.

Rafael Pérez Pallarés. Párroco de San Ramón Nonato

«Pusimos una pantalla en la parroquia»

«Aunque tengo que reconocer que no me gusta el fútbol, el Mundial fue un acontecimiento al que no podía renunciar. En la parroquia fue una auténtica fiesta. En cada partido, nos reuníamos un importante grupo de feligreses y vecinos de la zona para ver los partidos en una pantalla que pusimos en los jardines».

Lucio Romero. Actor

«Viví el partido como todo un acontecimiento»

El actor malagueño escuchó la final del Mundial por radio ya que estaba de viaje. A pesar de reconocer que no es nada futbolero, asegura que vivió el partido como «todo un acontecimiento» y que con el gol de Iniesta «sabía que el partido estaba ya ganado». «Cuando finalizó el encuentro gritamos y nos abrazamos».

Manuel Ferrer. Secretario provincial de UGT

«Hasta tomé champán, que a mí no me gusta»

«Vi la final en casa de unos amigos en La Virreina, tomando una copa y un picoteo. Había un ambientazo en todo el bloque y cuando marcó el gol Iniesta fue la locura y tiraron cohetes. Hasta tomé champán, que a mí no me gusta. Fue un partido muy duro. Creo que podemos volver ganar el Mundial con este equipo».

Juan Jesús Martín. Portavoz del aula del mar

«Me acordé de mis padres tras el partido»

«La final me pilló en Mallorca, de vacaciones, junto a unos amigos. Fue muy bonito porque los alemanes, a pesar de que los eliminamos, se pusieron a animar a España. Pocas veces se ve tanta alegría compartida. Me acordé de mis padres. Es la primera vez que se celebra algo con tanta afición».

Josué Mena. Atleta

«El juego de España fue superior»

«Vi el Mundial en casa de unos amigos, en Benalmádena. Cuando terminó el partido nos fuimos al centro de Arroyo de la Miel y después a Puerto Marina, donde había bastante ambiente. La verdad es que yo sabía que podíamos ganar porque desde el primer partido el juego de España fue claramente superior»

Miguel Gallego. Productor de teatro

«No me creía lo que estaba pasando»

El polivalente Miguel Gallego, actor, director y productor de teatro, estaba en su casa viendo el partido con unos amigos cuando Iniesta marcó el gol. «Un partido como ese hay que vivirlo en la mejor compañia, con cerveza y patatas fritas. Cuando vimos el gol no nos creíamos lo que estaba pasando».

Rafael Prado. Asociación de hosteleros

«El partido lo sufrí viendo que el gol no llegaba»

«Ya me entró el yuyu y vinieron a visitarnos los fantasmas de la mala suerte de otros años. Con el gol pegamos un bote en el sillón, sentimos una gran alegría y salimos al jardín a celebrarlo. Yo no soy muy eufórico pero en aquel momento el sentimiento nacional acudió a nuestro pecho», señala Rafael Prado.

Pedro Farias. Universidad de Málaga

El partido más soñado que no pudo ver

«Cuarenta años esperando que España llegara a la final de un Mundial y el día que lo consiguió no pude verlo. Me encontraba en Inglaterra, por motivos de trabajo, y al comenzar el partido tuve que salir. Por casualidad pasé por un pub en el que vi que la gente saltaba como loca: ¡Iniesta acababa de marcar su gol!».

Antonio Herrera. Secretario de CCOO en málaga

«Fue una ilusión que nos distrajo de la crisis»

«Yo no soy muy futbolero pero claro que vi el partido con mi familia. Fue un elemento de ilusión colectiva que de alguna manera nos distrajo de la grave situación de crisis que atravesamos. Hubo nervios por el empuje y la dureza con que se empleó Holanda, pero yo sabía que ganábamos sin llegar a los penaltis».

Francisco Jiménez. Secretario general de Cáritas

«Partidos como éstos me resultan atrayentes»

El secretario general de Cáritas Diocesana, Francisco Javier Jiménez Gómez, vio el partido de la final en casa con su familia. «Me gusta más practicar fútbol que verlo. No estoy pendiente de todos los partidos de liga, pero partidos como éstos me resultan atrayentes. No puede decirse que sea mi deporte favorito».

Buscador de deportes

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


Enlaces recomendados: Premios Cine