Balance

La Costa reduce un 5% sus camas cerradas pero no vence a la estacionalidad

La temporada de menos afluencia cierra su balance con mejoras, pero lejos todavía del objetivo del sector

16.05.2016 | 02:27

Las plazas hoteleras cerradas, pese a bajar un 5%, continúan por encima del tercio del total La patronal insiste en que los precios y la rentabilidad todavía no llega a los niveles anteriores a la crisis

­No hubo milagro. Ni siquiera mediatizado por el vendaval de datos al alza que asiste invariablemente a la industria en los últimos tiempos. La Costa del Sol, en su celebradísimo año de récord, continúa instalada en la resistencia, sin ser todavía capaz de dar con la fórmula y oponerse definitivamente a los desajustes del invierno. De nuevo, y aunque con una mejoría respecto a otras temporadas, el periodo comprendido entre noviembre y marzo ha supuesto un frenazo para la provincia, que una vez más ha pasado de rozar el lleno a lidiar con el apagón de la actividad y el cierre de muchos de sus hoteles. La caída de la demanda, si bien más contenida, sigue siendo acusada, contrastando con los números de verano y, sobre todo, con el nuevo objetivo del destino, que tras sobreponerse del sofocón de la crisis, ha concentrado sus esperanzas en volver a convertirse en un lugar de vacaciones válido y concurrido para los 365 días de la temporada.

Después de un ejercicio acelerado, con subidas continuas y desafíos permanentes a los registros más altos de su propia historia, la provincia se ve obligada a contraer el rictus y conformarse, al hablar del invierno, con las victorias parciales. La dinámica de 2015 y, sobre todo, la actual, ha servido para elevar las dosis de optimismo. La Costa del Sol no se arruga y va poco a poco ganando terreno. La recuperación, sin duda, ha arrancado, pero aún está muy lejos de adquirir el tono y el ritmo que mueve al sector durante el resto del año.

El nuevo presidente de la patronal hotelera, Luis Callejón Suñé, es consciente de la dificultad. Los progresos de esta temporada se sintetizan en el volumen de plazas de alojamiento clausuradas, que es un 5 por ciento menor al del curso pasado; una evolución felizmente distante a la de hace apenas un lustro, cuando la brecha no cesaba de agrandarse, pero que aún resulta insuficiente para poder aventurar, siquiera, el fin de la llamada estacionalidad y de sus efectos sangrantes.

A pesar del paso adelante, la Costa del Sol se enfrenta a una realidad que es, especialmente en la estadística, inapelable: el sector, brioso como nunca, ha funcionado este invierno con más de un tercio de sus camas cerradas. La suma asciende a más de 20.000 plazas que han quedado inoperativas. Y, además, con una progresión de la rentabilidad, que aunque en crecimiento, prosigue por debajo de las expectativas de los hoteleros.

Luis Callejón explica que la crisis, junto a la tenacidad de la temporada baja, ha hecho que los alojamientos operen en los últimos años con los precios bastante alicaídos. Tanto que ni siquiera el estirón de los dos últimos inviernos (del 1,88 por ciento en el primer trimestre) ha permitido situarlos en raseros parecidos a los de 2008. La lectura que hace la patronal es sencilla: los costes, sostiene Callejón, son altos y los ingresos no dan, en compensación, para ganar dinero. Miguel Sánchez, responsable turístico de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), insiste en que todavía queda mucho camino por delante y pone el acento en la necesidad de consensuar una política de respuesta colectiva que combine la promoción, la apertura de nuevas líneas aéreas y, sobre todo, la reducción de gastos. «Si no vamos todos a una tardaremos una infinidad en llegar al punto que queremos», sentencia.

Las cifras del primer trimestre del año reflejan, no obstante, que se ha producido un avance, fruto, en gran medida, de la coincidencia con la Semana Santa, que comenzó el 20 de marzo, y del estrechamiento del invierno, que ha pasado de extenderse, en términos turísticos, seis meses a afectar con su máximo rigor únicamente a cuatro. «La buena noticia es que la temporada cada vez abre antes», precisa Gonzalo Fuentes, portavoz del sector en CCOO.

A falta de computar los resultados finales, el crecimiento experimentado por Málaga en pernoctaciones es del 14,6 por ciento respecto a 2015. Se requieren, aún, muchos inviernos de crecimiento para invertir la inercia. Especialmente, en el empleo, que volvió a incrementarse, sí, pero en poco más de 700 personas y arrastrando un índice insalubre de precariedad e, incluso, de fraude. No todo París era una fiesta; resta mucha pala por meter en mitad de la euforia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

  España, un paraíso para conocer

Descubre nuestro especial en el que te proponemos diferentes destinos nacionales para conocer a fondo nuestro país.

Ocio


El actor Dustin Hoffman.
Cinco mujeres más acusan a Dustin Hoffman de abusar de ellas

Cinco mujeres más acusan a Dustin Hoffman de abusar de ellas

El actor ya había sido denunciado públicamente por otras tres mujeres por episodios similares

Joaquín Prat se rapa el pelo en directo

Joaquín Prat se rapa el pelo en directo

Descubre el momento en el que el presentador ha dicho adiós a sus rizos y el motivo de su corte

Menú de Navidad: Cómo descongelar marisco

Menú de Navidad: Cómo descongelar marisco

Consejos para poder cocinar sin problema unos de los productos estrella de las próximas fechas

Francisco Rivera hace llorar a Susanna Griso

Francisco Rivera hace llorar a Susanna Griso

El colaborador de 'Espejo Público' ha hecho que su 'jefa' muestre su lado más personal

Los ´trending topic´ de la semana

Los ´trending topic´ de la semana

La actualidad televisiva deja divertidos y emotivos momentos que serán difíciles de olvidar por...

´Verano 1993´ se queda fuera de la carrera de los Oscars

´Verano 1993´ se queda fuera de la carrera de los Oscars

La cinta chilena 'Una mujer fantástica' es el único largometraje latino que optará a los premios

Enlaces recomendados: Premios Cine