Juego interior

Sin una 'torre', 15 años después

La plantilla del Unicaja se queda como «techo» con Fran Vázquez (2,09 metros) y no tendrá un jugador interior que llegue al menos hasta los 2,10 metros por primera vez desde 1999/2000, en la que los más altos fueron Orenga (2,06), Germán (2,07) y Petruska (2,08)

06.08.2015 | 05:00
Las grandes torres que ha tenido el Unicaja en los últimos 15 años: Sinanovic (2,22), Weis (2,18), Perovic (2,17) y Santiago (2,16).

El Unicaja 2015/16 está construido a caballo entre la solidez de un proyecto continuista y la obligación de tener que experimentar para tratar de competir y dar un pasito más respecto a los grandes presupuestos de la ACB y la Euroliga. Joan Plaza ha decidido prescindir para esta temporada de una «torre», un pívot grande, de más de 2,10 metros, con mucha envergadura, que todos los equipos construidos a base de talonario tienen en sus planteles. El cuerpo técnico se ha planteado esta temporada otro tipo de perfil en esa posición. Vladimir Golubovic, el último «gigante» cajista, tenía muy poco impacto en los partidos. Hubo citas en las que salió cinco minutos en el segundo cuarto, no encajó y no volvió a aparecer. Promedió finalmente 15:00 minutos por choque. Y Plaza ha preferido contar con un center diferente, más pequeño y polivalente, rápido y que pueda estar en cancha más tiempo.

Eso le ha llevado a prescindir en su plantilla de un jugador de referencia en la zona. Su «techo» será Fran Vázquez (2,09 metros). Cuando se convierta en jugador verde en los próximos días, Germán Gabriel será el segundo más alto (2,07), ya que el otro pívot, el americano Richard Hendrix sólo mide 2,04 metros. El canterano Kenan Karahodzic alcanza ya los 2,09 metros, pero su complexión física le aleja del aro, ya que Plaza le utiliza incluso como «tres» y también como ala-pívot. Hay que remontarse 15 temporadas en el tiempo para encontrar un Unicaja sin un jugador que midiese al menos 2,10 metros. Fue en el curso 1999/2000, en el primer año de Bozidar Maljkovic en Málaga.

1999/2000 | Nadie alcanzó los 2,10 metros
En la última temporada del siglo XX nació el Unicaja que hoy conocemos, con una apuesta decidida por la excelencia, con más aportación económica, menos espacio por la cantera y más jugadores expertos y entrenadores reputados. Bozidar Maljkovic revolucionó el equipo en su primer año, con los fichajes de Jaumin, Xavi Fernández o Mrsic. Por dentro tiró de jugadores que no alcanzaban los 2,10 metros. El jugador más alto era Richard Petruska (2,08) metros, que por lesiones sólo jugó 28 partidos. Juan Antonio Orenga era su pareja interior (2,06 metros) y el júnior de oro Germán Gabriel (2,07) dio sus primeros pasos con 11 partidos. Por dentro jugaron también Jean Jacques Conceiçao (2,02) y Bryan Sallier (2,03), con el fichaje del temporero Stephen Howard (2,06) por cuatro partidos, por Sallier. El Unicaja logró el subcampeonato de la Copa Korac, en cuya final –al margen de Marcus Brown–, un gigante como Frederic Weis fue letal.

De 2000 a 2005 | La presencia de Weis ocupó ese puesto, con temporeros
En 2000/01, el año de la Korac, el Unicaja comenzó el curso sin ese «siete pies» que impusiera miedo en la zona, ya que Maljkovic apostó por Petruska y Germán, aunque en plena temporada llegaron Kenny Miller (2,04) y Frederic Weis (2,18). Su «cuatro» era Danya Abrams (2,01). Con el francés Weis se ocupó ese rol y durante cuatro temporadas suyo fue ese puesto clave en el baloncesto moderno. Un año después llegó Chuck Kornegay (2,05), con la aparición de un temporero como Mario Bennett (2,08). En 2002/03, el escudero de Weis siguió siendo Kornegay, con dos «cuatro» muy altos: Ademola Okulaja (2,06) y Adam Wojcik (2,08). Los temporeros Reggie Slater (2,02) y James Forrest (2,03) eran pívots encerrados en cuerpos pequeños. En 2003/04 se mantuvo la estructura, con la vuelta de Germán y la llegada de Larry Lewis (2,01) por el fugado Victor Alexander (2,06), más el temporero Ioannis Giannoulis (2,08) para play off. Fue el año de la llegada de Sergio Scariolo por Paco Alonso. El italiano, en 2004/05, dio de baja a Weis y su nueva «torre» fue Zan Tabak (2,13). Aunque sus problemas físicos dieron gran protagonismo a Vázquez, escoltado por el canterano Kaspars Berzins (2,13) y temporeros como Kris Lang (2,11), Sean Rooks (2,08), el lituano Einikis (2,08) o Bobby Martin (2,05).

De 2005 a 2010 | De Daniel Santiago a Boni Ndong pasando por Robert Archibald
El Unicaja venía de ganar la Copa del Rey de Zaragoza 2005 y Scariolo conformó equipos realmente potentes, con pívots muy grandes. Tras muchas vueltas, el boricua Daniel Santiago (2,16) se convirtió en el «muro» verde, puesto que albergó tres temporadas. En la temporada 2005/06 estuvo acompañado por Sandro Nicevic (2,10), con el temporero Ivan Grgat (2,10). Fue el año del título de Liga, con un curso escandaloso de Jorge Garbajosa (2,04). En 2006/07, con Santiago como referencia interior, se buscaron varias opciones diferentes en la pintura: Iñaki de Miguel (2,05) y Erazem Lorbek (2,08) –cortado–. Llegó para cuatro partidos el armario Robert Gulyas (2.13), debutó el joven Vitor Faverani (2,11) y en los play off se reforzó con Boniface Ndong (2,13), que comenzó una fructífera etapa en Málaga. Se completó el simbólico «triplete» con la presencia en la Final Four. En 2007/08 formaron pareja Santiago y Boni Ndong, con el fichaje de Robert Archibald (2,12) una temporada después. En el Unicaja 2008/09 también estaban Germán y Faverani, y llegó el temporero Paul Shirley (2,08). La temporada 2009/10 continuó Archibald como pívot y se asomó por primera vez el «techo» del Unicaja, el gigante Nedzad Sinanovic (2,22).

2010 a 2015 | De Freeland a Zoric, con Freeland y los «gigantes» Perovic, Stimac y Golubovic
En las dos siguientes temporadas, de 2010/11 a 2011/12, se hizo un hueco en el equipo el bosnio Sinanovic, con el que se cubrió esa figura de pívot muy grande. El balcánico llegaba del Clínicas Rincón y encontró parejas diferentes. El escocés Archibald siguió un año más y ese primer curso se fichó a Joel Freeland (2,11), que cumplió un ciclo de dos años antes de irse a Portland. Además, del Clínicas apareció para un partido Piwi García (2,11). En 20011/12, el club apostó por Luka Zoric (2,11), que compartió el juego interior con Freeland y «Sina», con las apariciones de los canteranos Augusto Lima (2,06) y Ognjen Kuzmic (2,14). Con Jasmin Repesa, en 2012/13, se apuntaló el puesto de «cinco» grande con el serbio Kosta Perovic (2,17). La llegada de Joan Plaza al banquillo malagueño trajo a un pívot con más movilidad como Vladimir Stimac (2,11), que aportó los kilos que no tenía Fran Vázquez y la experiencia de la que adolecía Domas Sabonis (2,07). En este curso, el club apostó por Vladimir Golubovic (2,12), que venía de salirse en la Eurocup, pero que no ha dado el rendimiento deseado. El club quiso que el canterano Maodo Nguirane (2,10) tuviera minutos, aunque luego se salió a mercado a por Germán Gabriel.

Precisamente el malagueño será este curso, una vez que se oficialice su fichaje entre hoy y mañana, el segundo jugador más alto del equipo, por detrás de Fran, aunque ninguno llega a la cifra «redonda» de los 2,10 metros. La última vez que eso ocurrió fue hace 15 temporadas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
[an error occurred while processing this directive] [an error occurred while processing this directive]

Buscador de deportes

Fútbol

  • LaLiga Santander
  • LaLiga 1|2|3
  • 2ª división B
  • 3ª división
Enlaces recomendados: Premios Cine