Fichajes

Cooley, cuestión de dinero

El Unicaja y su agente, Ben Pensack, negociaban anoche el fichaje del pívot, con el que no existía aún acuerdo económico, ni en su ficha ni en el modo de pago de los 30.000 dólares de su rescisión – Ndour sigue en la recámara y Stevan Jelovac es otra opción

02.12.2015 | 00:35
Jack Cooley, tratando de anotar en un partido disputado con los Utah Jazz la pasada temporada.

El Unicaja y Ben Pensack, el agente del pívot estadounidense Jack Cooley, trataban de cerrar anoche por teléfono los largos flecos económicos que aún distancian a las dos partes para que el estadounidense se convierta en jugador cajista hasta final de la presente temporada, y sustituya a Germán Gabriel en el equipo.

El cambio horario con Estados Unidos provocó que las negociaciones con Cooley no se retomaran hasta la tarde, una vez que el cuerpo técnico y el club habían acordado apostar por Cooley, un pívot de 2,05 metros y 24 años, que ya tiene experiencia en Europa, ya que jugó hace dos temporadas en el Trabzonspor turco.

Anoche, al cierre de la edición de este periódico, aún había contactos entre las partes y no se había cerrado la operación debido a la distancia en el plano económico. No existe acuerdo ni en la ficha del jugador ni tampoco en el pago de la cláusula de salida de su equipo, los Idaho Stampede de la Liga de Desarrollo, que debe cobrar 30.000 dólares por la marcha del jugador. Distintos agentes consultados por este periódico explicaron que el caché de Cooley es bastante más elevado que el de Maurice Ndour, el otro jugador que está sobre la mesa, y que no está descartado, ya que Phoenix Suns no le han reclamado y es agente libre.

Cooley tiene un buen cartel ya en la NBA, tras su paso por varias franquicias. El jugador de 24 años de edad, formado en la Universidad de Notre Dame, no fue drafteado en 2013, aunque ese mismo año se unió a los Rockets de Houston en la Liga de Verano de Orlando y a los Grizzlies de Memphis para la Liga de Verano de Las Vegas. No encontró salida y se marchó al Trabzonspor de Turquía.

Sus características hacen que sea complicado que encaje en la NBA. Porque se trata de un pívot muy pequeño, de 2,05 metros, y cuyo radio de acción se limita a la zona. Eso sí, es un jugador muy bravo, con mucha energía, que juega muy bien el pick and roll, que va muy bien al rebote y que puede lanzar desde 4-5 metros.

De vuelta a Estados Unidos la pasada temporada, los Jazz le incluyeron en su lista de jugadores en el verano de 2014, pero le cortaron y le enviaron a su equipo de la D-League, los Idaho Stampede, donde promedió 16,8 puntos y 12,5 rebotes en 31 minutos. Sin embargo, tras el All-Star, el pívot firmó un par de contratos de 10 días y, finalmente, se quedó el resto de la temporada, con un contrato no garantizado para 2015/16.

Utah le cortó y los Cavaliers le firmaron un acuerdo para esta pretemporada para compensar la posible salida de Tristan Thompson. Pero Thompson renovó, lo que provocó que Cleveland renunciara a Cooley. Así que el pívot de 2,05 metros regresó a la Liga de Desarrollo, donde está promediando 14,5 puntos y 6,3 rebotes en 28 minutos.

Los Jazz informaron anoche de que enviaban al pívot exbarcelonista Tibor Pleiss a los Idaho Stampede, donde puede salir Cooley en dirección a Málaga.

Y es que el Unicaja le ha ofrecido la oportunidad de jugar el resto de la temporada en Euroliga y la ACB, con un contrato garantizado, aunque aún no se ha cerrado el acuerdo por diferencias económicas, según explicaron anoche fuentes de la negociación.

Estas mismas fuentes informaron de que el Unicaja tiene abiertas otras posibles opciones. De hecho, Maurice Ndour no está descartado. El senegalés, de 23 años y 2,06 metros, es más económico, y cuenta con el aval de Boniface Ndong. Los Phoenix Suns no le han reclamado y está libre.

Hay, además, una tercera vía abierta, el serbio Stevan Jelovac, jugador del CAI Zaragoza. El ala-pívot de 2.08 y 24 años gusta en Los Guindos. El club cajista se puso ayer en contacto con el cuadro maño para conocer su disposición a traspasar al jugador, pero el CAI pidió la cláusula de rescisión completa del «plavi», lo que hace por ahora inviable su fichaje.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine