Mercado de fichajes

El Unicaja apunta al base Bo McCalebb para cerrar el equipo

El club piensa en el estadounidense de 31 años, libre tras jugar en el Limoges, como el «jefe» verde

07.07.2016 | 05:00
Bo McCalebb, con el Limoges este curso, ante Valencia.

El Unicaja piensa en el base Bo McCalebb como en el jugador ideal que carbure la maquinaria del Unicaja, al completo ya tras los fichajes de Jeff Books y Trevor Mbakwe para el juego interior. El club apunta al base americano nacido en Nueva Orleans hace 31 años (4-5-1985) como el timón del barco y nuevo capitán general de Joan Plaza. Un jugador muy experto, que conoce bien el baloncesto europeo tras triunfar en el Montepaschi Siena y el Fenerbahce y que posee pasaporte macedonio, por lo que ocupa plaza de jugador comunitario.

El Unicaja quiere un base de primerísimo nivel, con experiencia, que conozca el juego, haga mejor a sus compañeros y sepa manejar los «tempos» de los partidos. Y McCalebb es el favorito en la lista que maneja ya el secretario técnico, Carlos Jiménez, que ayer firmó una jugada maestra con el fichaje de Mbakwe y el refuerzo de Brooks para la «pintura» verde.

McCalebb, de hecho, lleva ya media temporada en la agenda del Unicaja. Cuando se lesionó Stefan Markovic, el club contactó con el base americano, que ese verano había intentado la aventura NBA y firmó un contrato no garantizado con New Orleans Pelicans. Sin embargo, el jugador fue cortado y se convirtió en agente libre.

El Unicaja le hizo una oferta para incorporarse de forma inmediata y McCalebb la aceptó. El jugador estuvo virtualmente fichado como recambio de Markovic, pero cuando se iba a tramitar, de urgencia, toda la documentación porque expiraba el plazo para inscribir a jugadores para el Top 16, en Los Guindos detectaron que el pasaporte del base estaba caducado. Contrarreloj, se fichó a DeMarcus Nelson.

Así que McCalebb arregló su documentación y fichó por el Limoges francés, donde disputó en la Liga de Francia 19 partidos con una media de 24 minutos en pista y 11,5 puntos (37% en triples), 2,2 rebotes y 3,3 asistencias, con 11 de valoración. En la Eurocup, disputó 12 encuentros más, con 12 puntos de media (50% en triples), 2,9 asistencias, 1,6 rebotes y 13,6 de valoración en 20:44 minutos. Ni rastro de los problemas físicos que sufrió en su etapa anterior en el Bayer Munich, y por el que fue operado del dedo pulgar por una lesión en un partido de Eurocup. En el club alemán promedió en el curso anterior 9,8 puntos y 3,6 asistencias en Euroliga y subió a 13,6 puntos y 5,6 asistenicas den la Bundesliga, donde demostró su liderazgo.

McCalebb acabó el 30 de junio su contrato con el Limoges y el Unicaja ya ha contactado con sus agentes para preguntar por su situación y ve con buenos ojos poner en sus sabias manos el proyecto del Unicaja 2016/17. Hay una buena cantidad económica reservada para él y el club se ha cansado ya de esperar por Dontaye Draper (puede ir al Madrid) y a Kevin Pangos (jugará la Liga de Verano de Las Vegas).

El Unicaja, de cualquier forma, ha «tocado» otras opciones. Antes incluso de que acabara la temporada preguntó, como ya se informó, por Oliver Lafayette (Milan) y Rodrigue Beaubouis, que tiene una opción de ir a Dallas. En la ACB, se ha preguntado por el base comunitario Jonathan Tabu y en el mercado europeo, por AJ Slaughter. El que más gusta y convence es Bo McCalebb. No es menos cierto que el sueño imposible lo representa Jayson Granger. Pero el excajista, si logra eludir el año más que tiene firmado en el Anadolu Efes, se marchará a jugar con el FC Barcelona. El Unicaja, eso sí, podría igualar en el tanteo. El foco apunta ahora a McCalebb. Hay contactos. Pero su fichaje no será fácil.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine