Entrevista

Las claves de la muerte súbita

Es recomendable que los practicantes de deportes de alta intensidad realicen electrocardiogramas como prevención

30.01.2014 | 12:37
La mortalidad en bebés se ha reducido considerablemente
La mortalidad en bebés se ha reducido considerablemente

Josep Francesc Fortaleza, cardiólogo de Son Espases (Palma de Mallorca), es especialista en la muerte súbita o, lo que es lo mismo, los fallecimientos inesperados de personas aparentemente sanas que en la mayoría de las ocasiones están provocados por un infarto al corazón
 
-¿Qué es una muerte súbita?
 
-Te lo voy a decir rápidamente y utilizando la definición literal. Es aquella que sobreviene de forma natural, inesperada y en menos de una hora desde que ha comenzado el malestar.
 
-¿Cuál es la principal causa de estos fallecimientos no esperados?
 
-El infarto agudo de miocardio, patología en la que se cierra alguna arteria de las que llegan al corazón dejándolo sin riego sanguíneo. Esta ausencia de sangre provoca una disfunción en el musculo cardiaco y arritmias (latidos irregulares), que son en definitiva las que causan la muerte de la persona.
 
-Aparte de los infartos, ¿hay otras patologías que produzcan estos inesperados fallecimientos?
 
-Sí. También pueden darse muertes súbitas por derrames cerebrales (ictus), por rotura de la aorta, una arteria que sale del corazón, y por embolias pulmonares. Pero más del ochenta por ciento de las muertes súbitas son de origen cardiaco.
 
-¿A partir de qué edad hay que preocuparse ante la posibilidad de sufrir este desenlace fatal?
 
-Los periodos en que se producen más muertes súbitas son entre los dos y los seis meses de edad y entre los 45 y los 74 años. A partir de los cincuenta años habría que estar más vigilante.
 
-¿Es muy frecuente la muerte de bebés en esos primeros meses?
 
-En España tenemos un porcentaje de muerte súbita entre lactantes de uno por cada cinco mil nacidos vivos.
 
-¿Es muy alto?
 
-No, se trata de un porcentaje bastante bajo, por debajo del que tienen en Estados Unidos, por ejemplo.
 
-Este dato habla bien de la sanidad pública española...
 
-Sí. Aunque también ha disminuido mucho en los últimos veinte años porque ha mejorado ostensiblemente la educación de los progenitores. Por ejemplo, ahora saben que no hay que acostar al bebe de barriga en la cuna, que es más aconsejable colocarle de espaldas o de lado para evitar accidentes y dramas familiares.
 
-¿Por qué plantea la muerte súbita como el final de los elegidos o como una muerte a traición en la lección inaugural en la Academia de Medicina?
 
-Porque pueden darse las dos disyuntivas. Para personas que están padeciendo una agonía una muerte súbita puede convertirse en una liberación. Sin embargo, para otras, fallecer de esta manera tan inesperada puede parecer más como una muerte a traición.
 
-¿Por qué las mujeres tienen menos patologías cardíacas?
 
-Porque sus hormonas menstruales las protegen de las enfermedades coronarias. Hay mucho menos casos de muerte súbita por causas cardiacas entre las mujeres, aunque el porcentaje se iguala a partir de los cincuenta años, cuando les llega la menopausia y dejan de estar protegidas por estas hormonas.
 
-¿Por qué se dan casos de muertes súbitas entre deportistas aparentemente rebosantes de salud y vitalidad?
 
-Generalmente por enfermedades genéticas y hereditarias del corazón, que son más difíciles de detectar.
 
-Cíteme algunas.
 
-Por ejemplo, las miocardiopatías, que es una enfermedad del musculo cardiaco y que provoca el deterioro de su función. Esta se puede llegar a detectar y prevenir con un simple electrocardiograma. También está la canalopatía, que es una enfermedad de la membrana celular del corazón que provoca arritmias que pueden llegar a causar la muerte. Son más difíciles de diagnosticar ya que es necesario hacerle al paciente estudios genéticos que no se realizan de forma rutinaria.
 
-Un deportista sin ninguna alteración y sin antecedentes familiares de patologías coronarias, ¿debe adoptar alguna precaución para evitar un susto mortal?
 
-Yo recomendaría a todas las personas que practican algún deporte de alta intensidad que se hicieran un electrocardiograma para prevenir esta posibilidad.
 
--¿A partir de qué edad?
 
-Depende de lo intensa que sea tu vida o el deporte que practiques, pero a partir de los cuarenta años sería un buen limite.

Enlaces recomendados: Premios Cine