23 de abril de 2015
23.04.2015
Reacción

El PSOE-A da por hecho que Griñán va a dejar la política

El PP-A cree que la renuncia, de producirse, llegaría tarde, y que además Manuel Chaves debería seguirle

23.04.2015 | 05:00
Griñán, a su llegada el pasado día 9 al Tribunal Supremo.

Podemos la interpreta como un avance aunque la considera también insuficiente

El portavoz parlamentario del PSOE-A, Mario Jiménez, dio ayer por hecho que el expresidente de la Junta y senador, José Antonio Griñán, dejará la política y dijo que se trata de una decisión «coherente con su interpretación del momento y con la responsabilidad que cree que tiene que asumir».

En una entrevista con Canal Sur, Jiménez manifestó que «el paso que ha dado Griñán es trascendente» porque se trata de una persona que ha sido presidente de la Junta y ministro, por lo que «vuelve a poner en evidencia su compromiso con una manera de estar en política determinada», con una decisión «que él traslada además en términos de asunción de responsabilidad».

Añadió que no quiere juzgar la decisión de Griñán y tampoco «prejuzgar o anticipar» la que pueda tomar el otro expresidente investigado por los ERE, Manuel Chaves, y cuya dimisión han puesto también Podemos y Ciudadanos como «líneas rojas» para negociar la investidura de Susana Díaz en Andalucía.

Jiménez insistió en que no deben vincularse ambas cuestiones porque «el Parlamento tiene que pronunciarse sobre el futuro gobierno de Andalucía independientemente de la situación personal de nadie», por lo que «las líneas rojas no son buen camino».

Informó de que el PSOE volverá a citar para negociar a todos los grupos «sin líneas rojas y planteamientos que hagan inviable el diálogo», se mostró seguro de que van a poder alcanzar un punto de entendimiento, y explicó que Podemos y Ciudadanos ya tienen más detalles de la oferta que ellos van a realizar. Respecto al PP, tampoco dio por cerrada la posibilidad de entenderse, y dijo que este partido tiene una enorme responsabilidad porque no se les pide que voten a Díaz «pero sí que no bloqueen la investidura, que no la saboteen».

Respecto a la supuesta decisión de Griñán de abandonar la política, la vicesecretaria de Organización del PP-A, Patricia Navarro, declaró que sería una decisión que llega tarde y que el otro expresidente, Manuel Chaves, «debería seguirle». Navarro explicó en rueda de prensa en Málaga que desde el PP han señalado siempre la responsabilidad de los dos expresidentes de la Junta en el caso de los ERE y han reclamado «la asunción de sus responsabilidades políticas». Hizo hincapié, además, en que tanto Griñán como Chaves deberían haber dimitido de cualquier cargo institucional o político hace mucho tiempo.

La vicesecretaria resaltó que si Griñán asume su responsabilidad política será tarde y cuando ya la Justicia «está más cerca de determinar su responsabilidad judicial en esta materia».

Mientras, el secretario de Organización de Podemos, Sergio Pascual, consideró que la renuncia del expresidente, de producirse, será un avance pero no es suficiente porque no asume su responsabilidad política. Sobre las conversaciones para la investidura de Díaz, lamentó la postura «maximalista» del PSOE-A, que considera «muy dura y poco dispuesta a ceder en nada de lo esencial».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp