04 de diciembre de 2018
04.12.2018
Reacciones

Adelante Andalucía admite no haber cumplido con sus objetivos

Maíllo señala que si IU y Podemos hubiesen ido por separado hubiese sido un «desastre sin paliativos»

04.12.2018 | 05:00
Antonio Maíllo, ayer ante los medios.

­ Adelante Andalucía considera que en las elecciones andaluzas han «resistido pero no cumplido» los objetivos que se marcó la nueva coalición de Podemos e IU, que en los comicios del 2015 lograron entre ambas formaciones veinte escaños y ahora han descendido a 17.

Así lo dijo a EFE el coordinador andaluz de IU y número dos de la coalición, Antonio Maíllo, quien defendió la nueva confluencia porque asegura que en caso de haber concurrido por separado, hubieran tenido un «desastre sin paliativos». Por ello, defendió la continuidad del pacto, al que se sumaron Izquierda Andalucista y Primavera Andaluza, para las elecciones municipales de mayo próximo.

En las elecciones del 2015, entre Podemos e IU sumaron 866.559 votos y en las de este año han logrado 584.040, un descenso de 282.519 votos que Maíllo atribuyó a la incapacidad de la coalición para «atraer» el voto que finalmente se ha abstenido, por lo que pidió reflexionar. Del mismo modo, Maíllo subrayó que en estas elecciones andaluzas no se ha producido la «situación de desborde» de 2015, por lo que señaló que no esperaban una «suma aritmética» de los votos obtenidos entonces por IU y Podemos.

Ante el auge de Vox, al que calificó como fuerza «reaccionaria», el coordinador de IU señaló que han logrado la mayoría de sus votos en «feudos» tradicionales del PP y explicó que los militantes de Adelante Andalucía que ayer coreaban el grito antifascista del «No pasarán», lo hicieron como respuesta «al estado de shock emocional» de la sociedad andaluza ante el avance de la «extrema derecha» que tiene «un mensaje agrio, de tradición autoritaria y reaccionaria».

En esta «ola reaccionaria mundial que ha entrado en Andalucía», Maíllo indicó que «el espacio de unidad» entre Podemos e IU es el «mejor para construir», y les sitúa con la opción de trabajar juntos en favor de los afectados por la crisis, ya que por separados no podrían desbancar al esta corriente.

Asimismo, Maíllo atribuyó también los resultados a «corrientes subterráneas» que no han detectado relativas a la política española y catalana, y reconoció que deben hacer un «análisis honesto» de lo ocurrido en las elecciones andaluzas, para lo que hoy se reunirá el «grupo motor» de Adelante Andalucía tras reunirse por separado con las direcciones andaluzas de Podemos e IU.

Por su parte, el líder de Podemos, Pablo Iglesias, aseguró que espera que tras la irrupción de Vox en el Parlamento andaluz, el PDeCAT y ERC «tomen nota de lo que está pasando», que «afecta mucho a la vida de los catalanes», y que contribuyan a construir una «alianza» democrática «antifascista». Alberto Garzón, coordinador federal de IU, también hizo un llamamiento a los independentistas para que ayuden a combatir «con hechos» y con su apoyo a los Presupuesto Generales del Estado ante la llegada «de la ola reaccionaria» de Vox.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp