El alumnado de los centros superiores de Música, Danza y Arte Dramático de Andalucía se han unido para exigir a la Junta la creación de una Universidad de las Artes, una iniciativa que es apoyada por el sindicato CCOO.

Así lo reclaman en un manifiesto la Asociación Euterpe del Conservatorio Superior de Música de Málaga, la Asociación de Estudiantes del de Sevilla, la Asociación de Estudiantes del de Granada y representación de los alumnados de las escuelas superiores de arte dramático de Sevilla, Málaga y Córdoba, y de los conservatorios de Jaén y Córdoba.

En el documento, señalan que cuatro décadas han pasado ya desde que la música, la danza, el teatro y el diseño quedaron fuera de la entrada a la universidad que experimentaron las enseñanzas deportivas y las bellas artes, relegándose su legislación a "parches y adaptaciones a los estudios de Educación Secundaria (ESO)".

Por ello, por sus "infraestructuras ruinosas", porque el sector cultural aporta "más del 5,5%" del PIB andaluz, demostrando que la región es "una fuente inagotable de artistas y artesanos del más prestigioso nivel", y otros motivos, reclaman a la Junta "que lidere en España una apuesta por la industria, la de los artistas y artesanos andaluces, y salde de una vez por todas esta deuda histórica".

Para cumplir con sus exigencias, los estudiantes proponen la creación de una Universidad de las Artes Andaluza, donde todos los centros de sus enseñanzas estén amparados en un ambiente que les permita ser competitivos en la sociedad actual. "A vistas de la normativa vigente, no existe ningún impedimento legal para ello, siendo el único problema la voluntad política", subrayan.

Esta iniciativa ha sido aplaudida por el sindicato CCOO, que señala en un comunicado que estos estudiantes "llevan décadas sufriendo carencias materiales y legislativas totalmente inaceptables, quedando discriminados frente a sus compañeros universitarios".

Entre ellas, citan normativas propias de institutos de Secundaria y una "total ausencia" en sus centros de todos los elementos propios de la educación superior: la investigación, los estudios de tercer ciclo y el control de la calidad que ofrecen las agencias universitarias.