La secretaria general del PSOE de Andalucía, Susana Díaz, manifestó ayer en Alozaina que su grupo va a solicitar «de manera inmediata» al Parlamento de Andalucía que dé luz verde a «la necesidad de que las empresas adaptadas al Covid-19, como Texlencor, que se cumpla con ellas». La firma con sede en el propio municipio del Valle del Guadalhorce se reacondicionó «para proveer de material sanitario al sistema público de salud».

Díaz mantuvo durante este lunes un encuentro con trabajadores de la fábrica textil Texlencor e incidió en que defenderá en el Parlamento «la supervivencia» de aquellas empresas andaluzas que se adaptaron en pandemia para producir material de protección frente al coronavirus.

En su intervención, recordó al mismo tiempo que Texlencor lleva cerrada desde el mes de enero «y seguimos en pandemia. Alegó que si el año pasado se pidió a los empresarios del sector que adaptaran sus instalaciones «y que fueran los mejores, y que, además, su material sanitario fuera el mejor y más excelente al proteger a nuestros médicos, enfermeras, enfermeros o sanitarios, por qué a la hora de la verdad se les deja abandonados si la demandan sigue estando ahí», denunció.

Por este motivo, el grupo socialista va a solicitar el apoyo y el respaldo del Parlamento andaluz a empresas con la misma problemática que padece Telexcor, esas que readaptaron su producción para poder desarrollar las EPI.

Además, como subrayó Díaz, su formación pedirá al resto de partidos políticos que apoyen «a estas 60 familias y que el Gobierno andaluz cumpla con ellos» y que se adquiera este tipo de material en empresas andaluzas.

Díaz también recordó que la Junta de Andalucía tiene a su disposición el instrumento de las cláusulas sociales y «habría que declarar material estratégico a estos productos de protección. «Evidentemente si se quiere, se puede arreglar y nosotros vamos a llevar al próximo pleno del Parlamento que todos los grupos apoyen la iniciativa y que el Gobierno de Andalucía lo lleve a cabo».

La dirigente socialista vinculó la supervivencia de las 60 familias que dependen de Texlencor con la del propio pueblo del Valle del Guadalhorce. «Pero son muchos los municipios en esta comarca y en otros rincones de Andalucía que han hecho un esfuerzo enorme para salvar la seguridad y salud de los andaluces», concluyó en su visita a Alozaina.