03 de julio de 2018
03.07.2018
Operación policial

Investigan al jefe de la Policía Local de Vélez por un nuevo caso de corrupción

La operación Enredadera, que afecta a decenas de ayuntamientos de España, también puso el foco de atención en la capital de la Axarquía

03.07.2018 | 17:30
Agentes de la Policía Nacional, esta mañana.

El alcalde, Antonio Moreno Ferrer, descartó vínculos entre el Consistorio y las empresas investigadas

­ Nuevo caso de corrupción en el ámbito nacional que salpica a la provincia de Málaga y más concretamente a la capital de la Axarquía, Vélez Málaga. El jefe de la Policía Local de este municipio, José Andrés Montoya, figura como investigado en la operación Enredadera que agentes de la Policía Nacional desarrollaron este martes desde los primeros minutos de la mañana. Al parecer, Montoya fue trasladado desde su domicilio antes incluso de las ocho. Después de proceder a registrarse tanto la Jefatura de la Policía Local veleña como el departamento de Contratación se le envió a la Comisaría Provincial, donde se acogió a su derecho a no prestar declaración.

La reseñada operación se llevó a cabo en decenas de municipios de toda España ante posibles amaños en la contratación de servicios de tráfico y gestión de multas, según confirmó ayer el alcalde veleño, el socialista Antonio Moreno FerrerAclaró que no hubo ningún cargo político investigado y que el objetivo a media mañana era «recuperar la normalidad». De hecho, remarcó que no había ninguna otra persona investigada y que de manera interna el gobierno veleño había constatado que en relación al grupo de empresas sobre el que está puesta la lupa «ninguna había estado vinculada a algún contrato o servicio» firmado por el Ayuntamiento veleño.

Los delitos que se investigarían son los de «cohecho, tráfico de influencias, prevaricación, negociaciones prohibidas a funcionarios, malversación de caudales públicos o blanqueo de capitales». Montoya ha acaparado titulares durante el presente mandato por diferentes motivos. Ya ejerció de intendente con distintos gobiernos en la Policía Local de Vélez Málaga entre los años 1997 y 2015. En septiembre de este último año, después del cambio de gobierno en la capital de la Axarquía, inició una nueva etapa al frente de la Policía Local de Marbella.

Pero su estancia en el otro extremo de la Costa del Sol no dejó de generar polémica. Mantuvo diferencias con el edil responsable de Seguridad, el socialista Javier Porcuna, lo que redujo su periodo a apenas un año. Aún se recuerdan en el término marbellí la presencia de agentes a caballo en la boda de un cargo del PSOE y el caso de supuesto espionaje a la Policía Local en su intervención durante dos conciertos que se celebraron en San Pedro Alcántara.

Montoya es licenciado en Derecho por la UMA y también figura en su expediente municipal las titulaciones de Experto Universitario en Criminología por la propia UMA y de Experto Universitario en Educación Vial. La investigación abierta causó sorpresa entre algunos de sus compañeros, según manifestaron a este periódico. Las mismas fuentes destacaron la profesionalidad y larga trayectoria en cargos de máxima responsabilidad del propio Montoya.

No obstante, el portavoz del PP en el Ayuntamiento y exalcalde de Vélez Málaga, Francisco Delgado Bonilla, instó ayer a que el gobierno local suspenda inmediatamente a Montoya en sus funciones como intendente. «Pedimos en este momento una máxima prudencia y que se facilite el trabajo a los investigadores por parte de los responsables municipales, puesto que la imagen de Vélez Málaga fuera del municipio puede verse muy deteriorada, al salpicarle esta supuesta trama de corrupción», relató quien fuese regidor precisamente hasta 2015, con Montoya como jefe de la Policía Local en su primera etapa en el municipio.

Moreno Ferrer, sin embargo, se remitió a que haya un «pronunciamiento judicial con respecto al funcionario» para que el Ayuntamiento actúe conforme a lo dispuesto en el reglamento de la Policía Local y su convenio. Al respecto pidió que se respete la presunción de inocencia del agente.

El máximo responsable municipal de Vélez Málaga reconoció que en los registros fue precintado el despacho del jefe de la Policía o que se hicieron copia de los discos duros de su ordenador, así como de los existentes en el área de Contratación del Ayuntamiento. Los registros se prolongaron entre las siete y media y las doce y media de la mañana.

Los investigadores, según Moreno Ferrer, le habrían trasladado su agradecimiento por la colaboración prestada durante la operación. «Debemos estar tranquilos, máxime cuando no hemos tenido ninguna relación con el grupo de empresas investigadas», abundó el munícipe veleño. El alcalde también precisó que el periodo investigado se remonta a 2010, aunque llega hasta la actualidad. En cualquier caso, los servicios técnicos municipales se remontaron hasta 2003 para descartar cualquier relación contractual con las empresas que se investigan

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp