El presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado, se reunió ayer con el alcalde de Moclinejo, José Luis González, y le reiteró que equipará el Centro de Estudios de la Pasa de la Axarquía, producto que cuenta con su fiesta principal en torno a la uva moscatel y que está declarada Fiesta de Singularidad Turística por la Diputación de Málaga.

Salado renovó el compromiso con Moclinejo y el Centro de Estudios de la Pasa de la Axarquía (CEPA), que ya recibió 199.594 euros para su construcción.

Francisco Salado recordó la estrecha vinculación de la Axarquía con el cultivo de la vid para la producción de pasas y vinos e insistió que el CEPA forma parte del compromiso por impulsar el plan de acción de la uva pasa, que incluye otras actuaciones como la construcción del Museo de la Uva Pasa de Almáchar y el centro de interpretación de la pasa de El Borge.

De este producto autóctono viven más de 2.000 familias y la zona incluida en el ámbito SIPAM abarca una superficie de 28.039 hectáreas, con 1.113 hectáreas de producción de uva pasa.

El Centro de Estudios de la Pasa de la Axarquía, situado en la calle Castillo, difundirá el cultivo de las vides que estaban abandonadas en Moclinejo y en la Axarquía, dinamizando esta actividad económica en sus dos vertientes, la agroalimentaria y la turística.

El presidente repasó otros proyectos en el municipio impulsados por la Diputación, a los que destinará este año 327.106 euros. De ellos, 184.000 euros son incondicionados; 63.000 euros van destinados a la adecuación de la avenida del Sur; 48.000 a la finalización de la calle Castillo y 32.000 euros para la adecuación de la calle Málaga.