La Diputación de Málaga va a desarrollar una senda circular en el pantano de La Viñuela. Tendrá 24 kilómetros dotada con carriles bici, miradores y aparcamientos para "propiciar el uso recreativo de este paraje natural de gran valor ambiental que, además, se reforestará con la plantación de más de 30.000 árboles", asegura la institución en un comunicado remitido a los medios.

Este proyecto, que podría estar en marcha en 2022, nace abierto a las aportaciones y sugerencias de los alcaldes y empresas de la zona. De hecho, el presidente de la Diputación, Francisco Salado, se ha reunido este viernes con los alcaldes de La Viñuela y Periana, José Juan Jiménez y Rafael Torrubia, y con empresarios de la comarca, para darles a conocer las líneas generales del proyecto e invitarlos a aportar las modificaciones o mejoras que estimen oportunas.

"Ellos son quienes mejor conocen las características y necesidades de sus municipios", ha asegurado, añadiendo que desde la Diputación se les "tiende la mano" para, entre todos, hacer "de este proyecto uno de los principales atractivos de la provincia".

Salado ha explicado que el proyecto se enmarca en la estrategia de la Diputación para "la puesta en valor del interior de la provincia y el fomento del turismo y el deporte en la naturaleza"; un atractivo que se une al Caminito del Rey, la Gran Senda de Málaga, la Senda Litoral o el futuro Corredor Verde del Guadalhorce, entre otras actuaciones.

Con ellas, ha recordado el presidente, la Diputación "se ha marcado el objetivo de acercar el rico patrimonio natural de la provincia a malagueños y visitantes".

El proyecto, tal y como ha avanzado el presidente, tiene como base un gran sendero circular para cuya creación se rehabilitarán los caminos existentes y se crearán tramos nuevos, incluyendo pasarelas de madera donde sean necesarias.

El sendero incluirá zonas de aparcamiento y miradores donde los visitantes podrán encontrar información sobre la flora y fauna de la zona, y atravesará las áreas recreativas de Periana y La Viñuela, que se rehabilitarán y equiparán con nuevo mobiliario, y en las que se crearán nuevos espacios deportivos y parques infantiles.

Una de las actuaciones de mayor envergadura del proyecto será la limpieza del embalse y la restauración paisajística de todo el entorno con la plantación de más de 30.000 árboles procedentes del Vivero Provincial.

"Que crezcan todos esos árboles y se recupere la masa forestal requiere su tiempo", ha manifestado Salado, quien ha considerado que con este proyecto "ponemos una semilla para que la reforestación sea una realidad".

El proyecto servirá también para reforzar la campaña de concienciación ambiental que la Diputación está realizando a través del programa Málaga Viva de lucha contra el cambio climático. "Se trata de sensibilizar a la ciudadanía de la importancia de este embalse y de la gestión responsable del agua", ha concluido el presidente.