El diputado por el PP de Málaga en el Congreso de los Diputados Mario Cortés demandó ayer, junto al alcalde de Torrox, Óscar Medina, un nuevo acceso desde la autovía A-7 a este municipio costero, concretamente en la zona del río Güi en El Morche.

Cortés resaltó que Torrox es un municipio que incrementa su población sobre todo en los meses de verano, llegando a alcanzar los 80.000 habitantes, de ahí «que sea tan necesaria» esta salida para reducir «los grandes atascos que se producen en esta zona, superando los 30 minutos».

Recordó que hay fondos de la Unión Europea destinados a sostenibilidad, «que se pueden destinar a infraestructuras de este tipo que permitirían un ahorro en consumo a los ciudadanos y reducirían la contaminación».

«Torrox está creciendo urbanísticamente y cada vez necesita más servicios y su crecimiento no puede estar condenado debido a no contar con buenas conexiones», añadió Cortés.

Por su parte el alcalde del municipio, Óscar Medina, destacó que esta nueva conexión no supondría un gran coste económico, según informes de los técnicos municipales, «pero sí un enorme alivio para todos los vecinos. Mientras municipios como Rincón de la Victoria, que tiene una extensión de siete kilómetros, cuenta con cuatro salidas de la autovía; Torrox, con nueve kilómetros de costa, solo dispone de un acceso», destacó Óscar Medina.

«Queremos trasladarle al Gobierno de Pedro Sánchez que el ahorro no llega con el simple hecho de quitarse la corbata. Ahorrar es hacer este tipo de infraestructuras que permitiría ahorrar dinero y energía a los vecinos», sentenció el regidor, quien recordó que hasta la localidad llegan personas de toda España.